Un juez bloquea la ampliación de las horas extra

La medida afecta a los que ganan hasta $47,476 y tenía que entrar en vigor el 1 de diciembre

¡Muestra tu orgullo latino!

Sigue en Facebook a la voz de los hispanos en Chicago
Un juez bloquea la ampliación de las horas extra

Otro juez de Texas ha bloqueado una medida del presidente Barack Obama.

Esta vez el juez de distrito, Amos Mazzant, de Sherman, ha dado la razón a 21 estados y una cincuentena de grupos empresariales, entre los que se encuentra la Camara de Comercio y la Federación Nacional de Comercio al por Menor (NRF), que clamaban que la disposición para ampliar el número de personas que reciben este beneficio es ilegal.

Esta decisión del juez Mazzant, es una medida cautelar sobre una orden que a partir del 1 de diciembre iba a beneficiar, potencialmente de una manera u otra, a unos cuatro millones de trabajadores. Ahora queda a merced de lo que decidan finalmente los tribunales. Aún puede entrar en vigor pero es casi imposible que lo haga en el plazo que dispuso el presidente.

Es una gran piedra en el camino para una decisión de la Casa Blanca que elevaba hasta $47,476 el salario máximo que permite cualificar a un trabajador para cobrar obligatoriamente las horas extra. Desde 2004 hasta ahora ese umbral estaba en $23,660 anuales.

Si se cobra menos de $47,476 y se trabajan más de 40 horas a la semana se debe retribuir cada hora de labor con lo que se cobraría por hora y media. Casi todos los empleados por hora tienen horas extra independientemente de lo que cobren. Con esta regla, ahora en el limbo, la Administración federal quiere que además de obreros, managers y profesionales que cobren menos de este salario puedan embolsarse más dinero por su mayor tiempo de trabajo.

El Gobierno quería actualizar esta cantidad cada tres años para que las subidas de salarios al ritmo de la inflación no deje, con el tiempo, a más trabajadores fuera de esta protección salarial.

Los arguementos contra la medida

Desde la NFR se dijo ayer que estas reglas son una agresiva extralimitación del poder ejecutivo y que están satisfechos con la decisión del juez sobre todo porque “da tiempo en caso de que se vaya adelante con ella y se tenga que poner en marcha”, explicaba ayer el vicepresidente para relaciones con el Gobierno, David French.

Esta federación recordaba ayer que la Oficina Presupuestaria del Congreso (CBO), un organismo no partidario, concluyó que cancelar estas reglas de hora extra beneficiarán a los consumidores porque evitará subidas de precios para ajustar márgentes. La CBO estima que 900,000 empleados trabajan horas extra para recibir el salario correspondiente, un 0.6% de la fuerza laboral del país.

Muchas empresas se han ido preparado para que las reglas no les impacten tanto. Cambiar las posiciones de asalariados a trabajadores por horas, rebajar la paga base para compensar el tiempo de trabajo extraordinario o subirla ligeramente por encima del límite para no aplicar la nueva disposición, son algunas de las opciones que se manejan. Wal Mart, por ejemplo ha hecho esto último con ciertos managers de sus tiendas.

El presidente electo, Donald Trump, que ha conseguido el voto de buena parte de los obreros blancos del país, no se ha pronunciado específicamente sobre esta decisión de Obama pero si dijo repetidamente en la campaña que quiere reducir la regulación. En cualquier caso, sus apoyos republicanos en el Congreso, donde hay mayoría conservadora, si que se está en contra de ampliar las horas extra.

Te recomendamos

%d bloggers like this: