Domingo 22 de Enero 2017

ExDreamer en audiencia de Jeff Sessions: “hay mucho miedo” en la comunidad migrante

Varios legisladores expresaron por qué se oponen al nombramiento de Jeff Sessions como Fiscal General ante el Comité Judicial del Senado

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Raza en Facebook

ExDreamer en audiencia de Jeff Sessions: “hay mucho miedo” en la comunidad migrante

WASHINGTON.- El exDreamer mexicoamericano, Oscar Vázquez, afirmó este miércoles ante el Senado que los jóvenes indocumentados sienten “mucho miedo” ante la posibilidad de más deportaciones, sumándose a grupos opuestos a la confirmación del senador Jeff Sessions como fiscal general.

Vazquez ofreció su testimonio ante el Comité Judicial del Senado, en el segundo y último día de audiencias para la confirmación de Sessions como titular del Departamento de Justicia.

Loading the player...

“Hay mucho miedo en la comunidad… a menos que haya una vía hacia una solución permanente (a la inmigración ilegal), nos preocupa que se vaya a frenar DACA, y los jóvenes tengan que regresar a la sombra”, dijo Vázquez, quien recordó que Sessions ha votado contra medidas que beneficien a los inmigrantes indocumentados.

En declaraciones a este diario, Vázquez destacó la importancia de que el Senado escuchara las historias de los inmigrantes, en particular los más de 750,000 “DREAMers” amparados al programa de “acción diferida” (DACA) de 2012.

Estos jóvenes “podrían encontrarse en problemas debido a que entregaron su información al gobierno, un gobierno donde el senador Sessions estaría encargado del sistema judicial, y podría perjudicar a los estudiantes”, afirmó.

Vázquez, un veterano del Ejército, fue miembro del equipo de cuatro estudiantes indocumentados de la secundaria Carl Hayden, en Arizona, que en 2004 ganó una competencia de robótica submarina contra prestigiosas instituciones, incluyendo MIT. El caso fue llevado a la gran pantalla en la película “Spare Parts”.

Vázquez nació en Chihuahua y emigró a Arizona con su familia a los 12 años de edad, y consiguió la residencia permanente a través del matrimonio.

Aunque Sessions tuvo en su esquina a varios partidarios, incluyendo dos líderes afroamericanos, la vista estuvo marcada por los testimonios de líderes de grupos cívicos, y de tres influyentes legisladores afroamericanos que instaron al Senado a rechazarlo.

COBERTURA ESPECIAL SOBRE POLÍTICA NACIONAL

En la vista de confirmación, abundaron los testimonios en contra de Sessions. Foto: María Peña/Impremedia
En la vista de confirmación, abundaron los testimonios en contra de Sessions. Foto: María Peña/Impremedia

Legisladores contra Sessions

Tanto el senador demócrata de Nueva Jersey, Cory Booker, como el legisladores demócrata de Georgia y líder del movimiento de los derechos civiles, John Lewis, y el legislador demócrata de Louisiana y presidente del Caucus Afroamericano del Congreso (CBC), Cedric Richmond, ofrecieron mordaces argumentos de por qué Sessions no merece ser confirmado.

El senador demócrata de Nueva Jersey, Cory Booker, y el legislador demócrata de Alabama, John Lewis, ambos afroamericanos, criticaron el historial de Sessions en materia de derechos civiles. Foto: María Peña/Impremedia
El senador demócrata de Nueva Jersey, Cory Booker, y el legislador demócrata de Alabama, John Lewis, ambos afroamericanos, criticaron el historial de Sessions en materia de derechos civiles. Foto: María Peña/Impremedia

En el caso de Booker, es la primera vez que un senador ataca, como testigo en una audiencia de confirmación, a otro colega nominado para un puesto en el Gabinete.

Booker ofreció un contraste entre las tareas de un fiscal general y el largo historial de Sessions en torno a la defensa de los derechos civiles de los inmigrantes, las mujeres y las minorías étnicas.

“La labor de un fiscal general requiere una empatía más valiente que lo que demuestra el historial del senador Sessions. Ese historial sugiere que no perseguirá agresivamente el mandato confesional de (velar por) los derechos civiles, los derechos de igualdad y justicia para todos nuestros ciudadanos”, dijo Booker, cuyo nombre ya empieza a sonar para una posible campaña presidencial en 2020.

El senador demócrata de Nueva Jersey, Cory Booker, conversa con el presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, el republicano Chuck Grassley, antes de la vista. Foto: María Peña/Impremedia
El senador demócrata de Nueva Jersey, Cory Booker, y el legislador demócrata de Alabama, John Lewis, conversan con el presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, el republicano Chuck Grassley, antes de la vista. Foto: María Peña/Impremedia

Más adelante, Lewis, quien marchó en las calles de Selma (Alabama) y fue agredido y encarcelado por defender los derechos civiles de los afroamericanos, dijo que EEUU necesita un fiscal general que defienda a los más vulnerables.

“Necesitamos a alguien que luche y hable por quienes necesitan ayuda, quienes han sido discriminados.  No importa si son negros o blancos, latinos, asiáticos o nativo-americanos, heterosexuales u homosexuales, musulmanes, cristianos o judíos…necesitamos a un fiscal general que nos defienda a todos, no solo a algunos”, observó Lewis.

Los dos días de audiencias reflejaron las divisiones entre los republicanos, que expresaron su apoyo a Sessions, y los demócratas, que dejaron en claro que éste no es la persona indicada al frente del Departamento de Justicia.

Sessions ya fue rechazado en 1986 para un puesto de juez federal por sus presuntas posturas racistas, acusaciones que él mismo tachó ayer en la audiencia como una injusta “caricatura”.

En la audiencia, Sessions no ofreció disculpas ni reconoció errores y, según observadores, es probable que, en esta ocasión, el Senado bajo control republicano lo confirme en el cargo. Debido a cambios reglamentarios que hicieron los demócratas hace tres años, los nombramientos al Gabinete presidencial solo requieren la mayoría simple, es decir, 51 votos.

El Comité Judicial no ha fijado fecha para el voto preliminar, que sería seguido por el voto final en el pleno del Senado. La meta de los republicanos es confirmar al menos al equipo de seguridad nacional para la toma de posesión el próximo 20 de enero.

Te recomendamos