5 tips para masturbarse que toda mujer debe saber

Prepárate para una jornada de placer en la mejor compañía: tú misma
5 tips para masturbarse que toda mujer debe saber
La masturbación femenina puede ser compleja.
Foto: Shutterstock

Parece una tarea simple, algo que se aprende con las primeras “calenturas” de la adolescencia casi por instinto, pero en realidad, masturbarse puede ser complejo porque intervienen muchos factores, especialmente para una mujer. Por ejemplo, que estés relajada, que tengas un momento para ti sola, que tus creencias te permitan disfrutarlo sin culpa.

Si estás decidida a autoexplorarte y autobrindarte placer por tu cuenta y riesgo, o si ya lo haces y quieres mejorar tu técnica para masturbarte, te compartimos estos tips que harán más placenteros tus encuentros contigo misma.

Conócete a ti misma

Y todo empieza con la anatomía. ¿Alguna vez has mirado tu vagina? ¿Tu clítoris? Pensarlo puede resultar incómodo, incluso molesto, pero conocer tu anatomía sexual te dará la capacidad de saber dónde están tus puntos de placer y cómo estimularlos… o pedirle a tu pareja que lo haga. Tómate un momento en soledad y, sin miedo, explora tus genitales con un espejo, grande o pequeño. Encuentra tu clítoris y reconócelo, tendrán muchos más encuentros placenteros además de éste.

Aprende de lo que te gusta más

Ya que identificaste tu clítoris y la estructura fundamental de tu vagina (labios externos, labios internos, cavidad vaginal), comienza a tocar. Eso sí, con las manos bien limpias y con el afán de reconocer tus sensaciones: siente la textura, la temperatura, si es placentero o no. Toca tu clítoris primero suavemente y luego varía los movimientos: círculos, presión, de arriba a abajo, con menos fuerza, con más fuerza, hasta que encuentres cuál es el movimiento y la intensidad que más disfrutas. Así sabrás lo que funciona mejor para ti, porque cada mujer es diferente.

View this post on Instagram

Y si en esta cuenta pasamos del hisopado en el embarazo a la MASTURBACIÓN, sabes por qué ? Porque las ♀️no solo somos mamás y damos la teta, tambien somos ♀️ que necesitamos disfrutar!! 🙌 Vamos a explicar los beneficios de la masturbación ⬇️🙌 ♀️ Es un momento de plena libertad que permite la conexión con la sexualidad ♀️Es clave para el autoconocimiento, saber dónde y como, esto a su vez favorece la sexualidad de la pareja ♀️Mejora tus orgasmos(pueden buscar mi post de Orgasmo) ♀️Disminuye el estrés ♀️Mejora el deseo sexual ♀️La masturbación estimula la liberación de endorfinas eso genera estado de placer y relajación , mejorando el estado de ánimo y permite un mejor descanso ♀️Fortalece los músculos pélvicos ♀️ Favorece el flujo sanguíneo en la pelvis mejorando los dolores premenstruales ♀️El orgasmo es mucho más fácil de alcanzar en aquellas mujeres que se masturban Entonces qué opinan ? Basta de tabúes, porque la masturbación no es tema másculino solamente😉 👄 #autosatisfaccion #placer #masturbacion #mujeres #mujeresinformadas #doclausemer

A post shared by Dra*LS (@doclausemer) on

Localiza tu punto G

El famoso punto G, o punto de máximo placer, no es necesariamente tu clítoris. Para encontrarlo, deberás introducir uno o dos dedos en tu cavidad vaginal y presionar hacia arriba, como si quisieras tocar tu estómago. Intenta encontrarlo a la entrada del canal o un poco más profundo, hasta que sientas que está ahí; porque una vez que lo halles y lo toques, sabrás que está ahí. Explora las sensaciones que te da, porque puede ser placentero, o no. Si te gusta la sensación, no lo pierdas y usa la otra mano para estimular el clítoris al mismo tiempo, o bien, ayúdate de un juguete, lo que nos lleva al siguiente punto.

Usa un juguete sexual

Hay muchos tipos, muchas formas, colores y hasta sabores, así que encontrar el que mejor te acomode puede llevarte a adquirir toda una colección. Si no te interesa tener tu propio maletín con formas y tamaños diferentes, ve por los básicos: un dildo vibrador que no te intimide o un vibrador pequeño para clítoris. Lo importante de la vibración es explorar dónde te gusta sentirla y con qué intensidad. Tómate tu tiempo para intentar una combinación de movimiento y fuerza, y regresar a la anterior si la última no te convenció. Aquí puedes combinar fácilmente la estimulación del punto G con la estimulación clitoriana. Y aunque no necesariamente acabarás con una autopenetración, pues puede que la sola vibración y la autoestimulación manual te provoquen el clímax, lo importante es dejar que una cosa te lleve a la otra, casi sin pensarlo. Literalmente: sigue tu instinto sexual.

No todo es el orgasmo

Si no logras un orgasmo, no te preocupes: no todo se trata del orgasmo. Masturbarte es también una manera de conectar con tu cuerpo, con tus sensaciones, de autoconocerte y saber qué te da placer y qué no. Con la práctica y el autoconocimiento, el orgasmo llegará. Relájate, disfruta el camino sin preocuparte por el resultado, disfruta el contacto contigo misma, disfruta tu propio cuerpo y despreocúpate por el orgasmo. De eso, que se preocupen ellos.