El financiamiento de Medicaid en Illinois debe continuar

El 30 de junio de 2018, el fondo total de 3,500 millones de dólares de Medicaid expirará bajo la ley de Illinois que autoriza el Programa de Evaluación de Hospitales (Hospital Assessment Program). Hospitales de la red de protección social (safety-net hospitals), como el Norwegian American Hospital (NAH), en todo el estado están en riesgo de perder más de 38 millones de dólares anuales para la provisión de servicios de salud vitales y de beneficios económicos para nuestra comunidad.

Como posiblemente sabe, el Norwegian American Hospital es un hospital que da cuidado a personas de bajos recursos, predominantemente latinos y de otras minorías étnicas, como parte de nuestra misión. Aproximadamente 79% de las personas que reciben servicios del NAH vienen de planes financiados por Medicaid. Sin embargo, esta misión está en peligro. No solo porque los hospitales de red de protección social proveen servicios de salud vitales a comunidades en desventaja como las nuestras sino porque NAH es también un empleador mayor y un impulsor económico en Humboldt Park.

Damos empleo a más de 800 personas y la mayoría vive en las comunidades a las que servimos. Con una tasa de desempleo de 17% tan solo en nuestra comunidad, el cierre del hospital sólo exacerbaría las presentes condiciones económicas. Si se da una disrupción en los pagos fijos que recibe NAH, el efecto de la pérdida de servicios médicos vitales y de empleos devastaría toda la zona oeste de Chicago.

Nosotros servimos a una comunidad cuyos residentes tienen algunas de las mayores disparidades de salud en la ciudad, como diabetes, alta presión arterial, enfermedades cardiacas, ataques cerebrales, cáncer y problemas de salud conductual. NAH ha enfocado sus servicios en áreas de la comunidad con las mayores necesidades para proveer cuidados que llenen esos vacíos.

Si el financiamiento se termina, familias vulnerables estarán en riesgo porque no tendrán posibilidad de recibir el valioso cuidado de salud que necesitan cerca de sus hogares. Una falta de fondos irá en detrimento no solo de esta comunidad, sino de comunidades por toda la ciudad y el estado en donde los hospitales de red de protección social proveen un cuidado de salud viable.

Yo urjo al gobernador Rauner y a nuestros legisladores estatales a actuar diligentemente y asegurar la continuidad de los fondos para el programa Medicaid. Les pido que protejan a nuestros pacientes y a nuestros empleados. Necesitamos leyes que activamente apoyen una financiación justa y adecuada en toda evaluación de rediseño de la legislación para los hospitales de red de protección social. Además, se debe asegurar que un “puente” entre la evaluación actual y el nuevo plan mantenga en vigor los niveles de financiamiento actuales. Finalmente, se pide que el gobernador y la Asamblea General busquen tantos fondos federales como sea posible en cualquier legislación aprobada por la Asamblea General y que todo dólar adicional disponible sea asignado a los hospitales de red de protección social.

Por favor ayude a proteger a NAH y a todos los hospitales de red de protección social para que podamos seguir sirviendo a las comunidades vulnerables del estado de Illinois.

Para apoyar al NAH visite: petitions.moveon.org/sign/safety-net-hospital-assessme.fb52?source=s.icn.fb&r_by=19562523