Alimentos que aumentan la inflamación abdominal

El vientre inflamado es un molesto padecimiento que viene acompañado de colon irritable, dispepsia y retención de líquidos. Si padeces seguido de hinchazón abdominal conoce lo lista de alimentos que deberás evitar a toda costa

También deberás evitar el consumo de irritantes como es el caso del café y el alcohol.

También deberás evitar el consumo de irritantes como es el caso del café y el alcohol. Crédito: Shuttterstock

Uno de los padecimientos estomacales más incómodos es la inflamación que se caracteriza por síntomas como la hinchazón, la distensión abdominal, el exceso de flatulencias y un aumento considerable en el volumen del vientre; también entre los principales efectos negativos se destaca un aumento de peso pasajero. Está comprobado que existen algunos alimentos que provocan reacciones inflamatorias, que vienen acompañadas de una sensación incómoda y de pesadez, evitar su consumo es una de las mejores recomendaciones para evitar sus molestas consecuencias.

Los alimentos que más inflaman:

1. Leche y lácteos

En general la familia de productos lácteos enteros como son la leche, los quesos, el yogurt, la nata y algunos postres derivados, son una de las principales causas de la inflamación abdominal. Esto se debe principalmente a su alto contenido en lactosa, que es una azúcar natural que se relaciona con gran parte de los problemas digestivos e impide que las enzimas trabajen de forma adecuada. Entre las principales señales de su intolerancia se destacan gases intestinales, dolor e hinchazón, una buena recomendación es optar por por suplir la leche entera por leches vegetales como la de almendra, avena, coco y arroz; también evita el consumo de quesos maduros y grasosos reemplázalos por quesos blandos, frescos y suaves.

Lácteos. /Foto: Shutterstock

2. Verduras crucíferas

Los vegetales crucíferos entre los que son populares la col, la coliflor, las coles de Bruselas, el kale y el brócoli se destacan por ser alimentos saludables, tienen un bajo aporte en calorías y sobretodo tienen un buen contenido en nutrientes esenciales. Sin embargo su consumo resulta delicado para ciertas personas que son sensibles ante su aporte en un polisacárido que se llama refinosa, que tiene la peculiaridad de fermentarse en los intestinos y provoca una producción excesiva de gases que se deriva en una reacción inflamatoria del abdomen. Como recomendación optar por consumirlas una vez a la semana y en preparaciones al vapor, evita mezclarlas con otros alimentos que tengan efectos flatulentos como es el caso de algunas legumbres y comidas con mucha grasa. 

Clorofila
Vegetales crucíferos./Foto: Pexels

3. Harinas refinadas

Gran parte de los productos procesados e industrializados sobretodo las variantes de pan, pasta, galletas y productos elaborados con cereales, se destacan por su alta composición en harinas refinadas que tienen el defecto de ser sometidas a un proceso que prácticamente disminuye por completo su calidad nutricional, se pierde la fibra dietética, vitaminas y minerales. Este tipo de productos a la vez contienen gluten, que es una de las sustancias que más se relacionan con inflamación abdominal, flatulencias y problemas en el tránsito intestinal. Una de las mejores recomendaciones es limitar la ingesta de pan blanco, bollería y postres, reemplaza por la ingesta de productos elaborados con harina 100% integral. 

harinas refinadas
Harinas refinadas. /Foto: Shutterstock

4. Embutidos

Normalmente los embutidos resultan una alternativa rápida y aparentemente fresca, sin embargo se destacan por ser productos altamente procesados, tienen un gran contenido en sodio, compuestos químicos y grasas que tienen efectos nocivos para la salud. Su aporte en sal es el principal responsable de la retención de líquidos y trastornos metabólicos, causan una destacada reacción inflamatoria y afectan el funcionamiento digestivo. Una buena recomendación es evitar el consumo de todo tipo de embutidos y reemplazarlo por la ingesta de carnes magras como el pollo y pavo. 

Embutidos. /Foto: Shutterstock

5. Frituras y botanas saladas

Los alimentos fritos y todo tipo de snacks salados se destacan por su preparación con un alto contenido en aceite y también se condimentan con aditivos, químicos y alto contenido en sal. Entre sus principales y más graves efectos se encuentra su capacidad para aumentar los niveles de colesterol y hacen mucho más lenta la digestión, a la vez su consumo está altamente relacionado con un aumento en la grasa corporal. Procura evitar el consumo de papas fritas, patatas, botanas saladas, también un buen tip es cocinar con aceites saludables como el de oliva, aguacate y coco.

Frituras./Foto: Unsplash

En esta nota

azúcares Bajar de Peso colitis Distensión abdominal Edema efectos de la sal efectos de los lácteos enteros grasas hinchazon Inflamación abdominal Obesidad Retención de líquidos Síndrome del colon irritable sobrepeso sodio toxinas Vientre inflamado

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y Google Política de privacidad y Se aplican las Condiciones de servicio.

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain