Dreamers de Chicago luchan por solución permanente a su condición migratoria

Pese al fallo de la Corte Suprema en contra de la cancelación de DACA, el gobierno de Trump puede intentar de nuevo su eliminación

Dreamers de Chicago luchan por solución permanente a su condición migratoria
Jóvenes celebran frente a la Corte Suprema de EEUU el fallo que bloqueó la cancelacióon de DACA emprendida por el presidente Donald Trump.
Foto: Getty Images

Unos 650,000 ‘dreamers’ están protegidos contra la deportación por ahora, luego de que el fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos dejó vivo el programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA).

La orden de la administración del presidente Donald Trump de poner fin al programa de Acción Diferida fue detenida por la Corte Suprema el pasado 18 de junio.

El presidente de la corte, John Roberts, se sumó a los cuatro miembros liberales en una votación de 5 votos a favor y 4 en contra de que ese programa federal siga vigente.

Los jueces consideraron que el gobierno federal no justificó cabalmente las razones para terminar el programa al validar que la explicación dada para ello era “arbitraria” y “caprichosa”.

Trump criticó el fallo del tribunal y, dado que la Corte Suprema no decidió en sí sobre la validez de DACA sino sobre el procedimiento que el gobierno federal siguió para tratar de cancelarlo,

El presidente puede intentar nuevamente cancelarlo, y dijo que lo hará.

DACA entró en vigor el 15 de agosto de 2012 bajo la administración del presidente Barack Obama, quien a través de una orden ejecutiva dio vida al programa sacando de las sombras a cientos de jóvenes indocumentados también llamados ‘dreamers’.

El 5 de septiembre de 2017 el gobierno de Trump canceló el programa, pero varios fallos judiciales han frenado su terminación, al considerarla una decisión “caprichosa y arbitraria”, en un proceso que llegó hasta la Corte Suprema y su reciente fallo.

El programa DACA protege de la deportación a sus beneficiarios, indocumentados que fueron traídos al país cuando eran menores de edad, y les otorga permiso de trabajo renovable cada dos años.

Buscan solución permanente

Defensores de los derechos de los inmigrantes dicen que la persistencia de DACA hay que celebrarla con cautela porque podría ser temporal y que lo que se busca para estos jóvenes es una legalización permanente con camino a la ciudadanía.

El senador por Illinois Dick Durbin, impulsor desde el principio del movimiento ‘dreamer’, aplaudió el fallo de la Corte Suprema e instó al presidente Trump a poner fin a los intentos de acabar con ese programa federal.

Durbin también destacó que 200,000 receptores de DACA han estado trabajando como trabajadores esenciales en medio de la pandemia de covid-19 y muchos de ellos están en profesiones de atención médica en la primera línea de batalla contra el coronavirus.

El congresista federal por Illinois Jesús ‘Chuy’ García dijo que el fallo del la Corte Suprema trae esperanza a cientos de miles de personas que han vivido con incertidumbre durante demasiado tiempo. “El programa DACA les ha permitido completar su educación, trabajar sin temor a la deportación y contribuir a sus comunidades”, señaló García.

La alcaldesa de Chicago Lori Lightfoot dijo que el fallo del Supremo ha reafirmado el futuro para miles de jóvenes beneficiarios de DACA y ha fortalecido la promesa de un porvenir brillante para la nación que se beneficiará de su talento, ingenio e impulso.

Para Óscar Chacón, director ejecutivo de Alianza Américas, al presidente Donald Trump no le dará tiempo entre ahora y el fin de año para presentar un nuevo alegato para eliminar DACA.

Según Chacón, Trump quiere reafirmar que sigue absolutamente comprometido con poner fin a esos mecanismos de protección. “No hay duda de que el presidente Donald Trump, más allá de que le haya dado instrucciones a sus funcionarios para que empiecen a trabajar en una nueva reformulación de por qué cancelar DACA…, ha hecho eso por razones electorales”.

Chacón reiteró que la Corte Suprema determinó que la manera en que Trump le puso fin a DACA en septiembre de 2017 fue “arbitraria y caprichosa”.

“El fallo gira en torno a la manera cómo el programa fue cancelado, no en cuanto a si el presidente Trump tiene la autoridad de hacerlo. Eso no era el tema de debate. En este fallo quienes demandaron al presidente Trump lo demandaron por no haberlo hecho de forma debida y eso fue en lo que estuvo de acuerdo la Corte Suprema. Ahora lo que significa el fallo es que el programa regresa a la manera en que estaba siendo manejado hasta septiembre de 2017”, explicó Chacón en entrevista con La Raza.

Tras  el fallo del Supremo surgen interrogantes, por ejemplo si personas que calificaban para DACA pero que nunca lo solicitaron pueden ahora enviar sus solicitudes. Chacón consideró que “alguien que nunca tuvo DACA si bien teóricamente pudieran solicitarlo debería hacerlo únicamente bajo cercana asesoría de un abogado, de un experto en el tema que esté debidamente autorizado para dar asesoría legal y no hacerlo a la carrera porque podría presentar riesgos”.

Jóvenes amparados con DACA se preguntan también si es que ahora pueden solicitar un permiso de salida y regreso a Estados Unidos como antes. Chacón explicó que teóricamente se puede acceder a ese tipo de permiso pero que debería solicitarse con mucho cuidado. “La rama Ejecutiva del gobierno todavía en ese campo tiene mucha autoridad, te pueden dejar salir y luego negarte la entrada. Es totalmente posible, no se puede descartar esa posibilidad”.

Al final, la solución justa y sensata para los que han tenido protección de DACA es que se les permita solicitar visas de residencia permanente, destacó Chacón a La Raza.

Gerardo Salinas es invidente, beneficiario de DACA y cabeza de hogar: tiene una niña nacida en Chicago de 2 años. (Cortesía Gerardo Salinas)

El abogado John Antía, de la firma Sarikas Law Group, dijo que los jóvenes que pueden demostrar los requerimientos de DACA establecidos el 15 de junio de 2012 están hoy en la capacidad de solicitar esa protección. “La decisión de la Corte Suprema está basada en tres demandas de diferentes áreas del país, una de California, una de Nueva York y una de Washington DC;  fue esa corte la que no solo tomó la decisión de decir que la decisión del presidente Trump de eliminar el programa fue ilegal sino que se  va a continuar recibiendo no sólo renovaciones sino también solicitudes iniciales [nuevas solicitudes]”.

Antía recomendó a los ‘dreamers’ estar siempre informados para evitar fraudes y engaños a la hora de solicitar este amparo. También instó a los jóvenes a buscar asesoramiento legal para explorar diversas opciones que le puedan otorgar un alivio migratorio. “Para un individuo que busca aplicar para DACA por primera vez es bien importante hacer esas dos cosas: estar bien informado y asesorado, porque nunca sabes si es que hay otras posibilidades de obtener un alivio migratorio” reiteró.

Gerardo Salinas, beneficiario del programa DACA, dijo que vivió momentos de mucha incertidumbre días previos a saber la decisión de la Corte Suprema sobre si seguía vigente o se cancelaba ese alivio migratorio.

Salinas tenía que presentar su petición de renovación de DACA en mayo porque se le vencía en septiembre, pero no estaba seguro de hacerlo porque no sabía cuál sería el fallo del máximo tribunal de justicia.

Después de que supo que DACA seguía vigente, envió la documentación para realizar el proceso. “Este es un alivio temporal, el presidente Trump tiene el poder de anular este programa porque no es una ley, buscamos una solución permanente, una legalización”, mencionó Salinas, quien es organizador comunitario en Universidad Popular en La Villita y mentor de jóvenes y padres en los distritos escolares de Chicago y suburbios.

Salinas es originario de México, tiene licenciaturas en Ciencias Políticas, Estudios Latinoamericanos y Estudios de Desarrollo Humano de la Universidad de Illinois en Chicago. Salinas es casado y tiene una hija de dos años nacida en Chicago

Él es invidente por lo que para realizar su trabajo necesita todos los acondicionamientos, la tecnología y las herramientas para trabajar, el transporte para movilizarse, y dice que si volviera a México no contaría con todas esas ventajas. “No solamente soy yo el que se afecta económicamente y emocionalmente si regreso…, yo tengo una hija nacida aquí de dos años y una esposa, ambas dependen en gran parte de mi”.

***

La cobertura editorial de La Raza es posible en parte gracias a la Field Foundation of Illinois, la Robert R. McCormick Foundation, el Lenfest Institute for Journalism/Facebook Journalism Project y la Google News Initiative. Agradecemos su apoyo a nuestro trabajo periodístico.