Donald Trump, infectado de coronavirus

Donald Trump, infectado de coronavirus
El presidente Donald Trump se quita la mascarillla al volver a la Casa Blanca del Hospital Walter Reed, donde fue internado por covid-19.
Foto: Getty Images

Después de minimizar los riesgos del covid-19 por meses y llevar a cabo eventos de campaña sin los protocolos de distanciamiento social ni el uso obligatorio de las mascarillas, el presidente Donald Trump dio positivo de coronavirus.

Acto seguido, Trump fue internado en el hospital militar Walter Reed en Washington DC donde se le administró oxígeno cuando menos en dos ocasiones y se reportó que antes de ingresar al hospital el mandatario presentaba síntomas leves de fiebre, tos y alguna dificultad para respirar.

En la prisa para nominar y buscar elevar a la juez Amy Coney Barrett, de Illinois, a la Corte Suprema, Trump llevó a cabo una ceremonia para presentar a la nominada en el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca. Este evento, el 26 de septiembre, estuvo abarrotado de partidarios de Trump sentados sin distanciamiento social y casi en su totalidad sin mascarillas y fue calificado como un “super esparcidor” del virus ya que cuando menos 13 personas cercanas al presidente fueron infectadas, incluyendo la primera dama Melania Trump.

Entre los infectados figuran Hope Hicks, Kellyanne Conway, Kayleigh McEnany, el senador Mike Lee, republicano de Utah, el senador Thom Tills, republicano de Carolina del Norte, el senador Ron Johnson, republicano de Wisconsin; Bill Stephen, Ronna McDaniel y el reverendo John Jenkins, presidente de la Universidad Notre Dame. Además de Nick Luna, un asistente del presidente, tres reporteros y 11 miembros del personal que ayudó a organizar el debate en Cleveland, Ohio.

Al presidente se le administraron tres fármacos: el esteroide dexametasona, el antiviral Remdesivir y un coctel de anticuerpos, llamado Regeneron, aún no aprobado por la Administración Federal de Medicamentos (FDA).

El contagio del presidente no llegó como una sorpresa para nadie ya que es ampliamente conocido que Trump ha burlado las reglas contra la pandemia, aun con la dura evidencia de las más de 200,000 muertes causadas por este virus.

“Es una persona que viene de China. Lo tenemos bajo control. Todo va a estar bien”, dijo Trump a MSNBC el 22 de enero de este año, cuando apenas brotaba la pandemia. Hoy en día en el país mueren mil personas al día y Estados Unidos es el país más devastado por el covid-19.

Es desconcertante cómo Trump y miembros de su administración constantemente se han burlado de los lineamientos para prevenir el contagio del virus, incluyendo abrir la economía demasiado pronto, no ordenar usar mascarillas y sugerir que la pandemia solo afecta a la gente de edad avanzada.

Bajo Trump nada es como debe ser.