Trabajadores de El Ranchero y La Guadalupana exigen mejores condiciones y que recontraten a empleados despedidos

Se afirma que la compañía Authentico Foods se ha comprometido a resolver varias preocupaciones de los empleados y a dialogar con los despedidos

Laura Garza, directora del Centro de Trabajadores de Arise Chicago, y trabajadores de producción de El Ranchero y La Guadalupana frente a la compañía Authentico Foods. (Cortesía Arise Chicago)

Laura Garza, directora del Centro de Trabajadores de Arise Chicago, y trabajadores de producción de El Ranchero y La Guadalupana frente a la compañía Authentico Foods. (Cortesía Arise Chicago)

Defensores de los derechos de los trabajadores y un grupo de empleados que se dedican a la producción de tamales, tortillas, totopos y masa de maíz en El Ranchero y la Guadalupana exigen mejores condiciones laborales y protestan por despidos que consideran injustos. Por ello se reunieron afuera de la empresa Authentico Foods para expresar sus demandas.

El Ranchero y La Guadalupana son operadas por la compañía Authentico Foods, ubicada en el suroeste de Chicago. Hasta allí llegaron el jueves 14 de abril líderes religiosos, organizadores comunitarios, la organización Arise Chicago y algunos trabajadores, quienes se plantaron afuera de esa empresa para pedir que se vuelva a contratar a dos empleados que fueron despedidos.

César Hernández y Sandra Fernández, dos de los líderes de los trabajadores de El Ranchero y la Guadalupana que han estado luchando por organizarse, fueron despedidos y ahora sus compañeros de trabajo exigen que se les reincorpore a sus trabajos y piden a Authentico Foods mejoras en los salarios y en las condiciones laborales.

Fernández trabajó para Authentico Foods por tres años en el área de control de calidad. “Como trabajé en todas ellas, noté algunos problemas en varias partes de esta compañía. Allí es donde empezó todo. Noté algunas irregularidades en mi lugar de trabajo, la gente no tenía ‘break’ o salía a almorzar hasta muy tarde, hasta terminar su turno. Eso me parecía que no estaba bien y que ellos estaban violando las reglas [derechos] de los trabajadores”.

Fernández dijo que la empresa la despidió el pasado 19 de marzo. “Me dejaron trabajar todo el turno ese día antes de decirme que estaba despedida… Después de trabajar tres años para ellos, no es justo que el patrón nos despida… Esta compañía debe de saber que no puede despedir a alguien nada más porque está luchando por sus derechos”.

Tratan de intimidarlos

Laura Garza, directora del Centro de Trabajadores de Arise Chicago, dijo que en ocasiones se ha visto que cuando los trabajadores se están organizando las compañías los despiden. Lo hacen, afirmó Garza, porque tratan de intimidar para que los trabajadores no se unan y no demanden sus derechos.

“Estoy aquí en solidaridad con los líderes de El Ranchero y La Guadalupana que no fueron despedidos por su desempeño laboral sino porque se atrevieron a decir no al maltrato y abuso, no a los salarios bajos y no a la semana laboral de siete días”, dijo Arianna Salgado, directora organizadora de Raise the Floor Alliance. 

Algunos empleados, para mejorar sus condiciones laborales, decidieron organizarse ya que según ellos tienen salarios bajos, descansos insuficientes y gerentes abusivos. Ellos buscaron el apoyo de la organización Arise Chicago desde marzo de 2022 para conocer sobre sus derechos.

Garza dijo que los trabajadores comenzaron a organizarse hace varias semanas buscando mejoras en su lugar de trabajo y que ellos señalan que entre los problemas que luchan por solucionar están las violaciones laborales y abuso de los supervisores.

“Los trabajadores se acercaron a la empresa con sus quejas, pero no recibieron respuesta, fue entonces cuando buscaron el apoyo de Arise Chicago para conocer sus derechos sobre cómo abordar los problemas en su lugar de trabajo”, dijo Garza.

Carmen Cruz, quien trabaja para Authentico Foods desde hace 16 años, dijo que se reunió con su empleador el 8 de abril, tres semanas después de los despidos de Hernández y Fernández, y destacó lo siguiente: “La compañía estaba de acuerdo en dar un aumento de un dólar a todos los trabajadores y otros 25 centavos adicionales a empleados con más de cinco años de antigüedad. Se van a arreglar los problemas de ‘break’, los descansos de almuerzo, van a asegurarse que los compañeros tomen sus periodos de almuerzo antes de la quinta hora del trabajo como requiere la ley del estado. A losmanagers abusivos dicen que los van a mandar a entrenamiento para que cumplan con su trabajo de manera profesional. Y sobre los días pagados de enfermedad, van a revisar su política y dejarán de exigir comprobantes médicos o recibos de medicina antes del tercer día de ausencia. Con este cambio cumplirán con la ordenanza de la ciudad de Chicago de los días de enfermedad”.

De acuerdo con Arise Chicago, la compañía Authentico Foods se ha comprometido a resolver varias preocupaciones de los trabajadores y dialogar con los trabajadores despedidos.

La Raza se contactó con la compañía para conocer más de la situación de los dos empleados despedidos y sobre la respuesta a las demandas de los trabajadores. Alejandro Castro, presidente y director ejecutivo de Authentico Foods, indicó en una declaración dirigida a esta publicación: “No comentamos sobre las preocupaciones de los empleados. Tenemos una política de puertas abiertas a través de la cual nuestros empleados son bienvenidos y alentados a discutir y resolver sus inquietudes con la gerencia. Valoramos a nuestros empleados y siempre tenemos en mente sus mejores intereses”.

La cobertura editorial de La Raza es posible en parte gracias al apoyo del Chicago Community Trust.

En esta nota

Derechos laborales Reportajes Chicago

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain