La estrategia de USCIS para complicar procesos de “green card” o ciudadanía

Activistas alertan que la Administración Trump está encontrando maneras de dificultar la inmigración legal
La estrategia de USCIS para complicar procesos de “green card” o ciudadanía
Según activistas, USCIS busca reducir la inmigración legal al complicar la residencia permanente.
Foto: USCIS.GOV / EDITORIAL

Hay inmigrantes que para facilitar sus procesos ante la oficina del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS) contactan a sus representantes, para que sirvan de puente en sus procesos, si estos llevan mucho tiempo retrasados.

Sin embargo, la administración del presidente Donald Trump está lista para dificultar que los miembros del Congreso ayuden a los inmigrantes a lidiar con el gobierno, según un correo electrónico oficial de la agencia enviado a los empleados del Congreso y revisado por el Daily Beast.

El comunicado fue enviado el 18 de diciembre por un alto funcionario de USCIS, donde dice que la agencia impondrá nuevas restricciones sobre cómo los congresistas pueden ayudar a los inmigrantes que buscan obtener su residencia permanente o ciudadanía.

Indica que la agencia pronto exigirá formularios adicionales en diversas circunstancias, además de exigir traducciones certificadas y firmas autenticadas.

El portal indica que USCIS insiste en que la medida es para proteger la privacidad de los inmigrantes, por lo que niega que la afirmación adicional sea con el objetivo de volver los procesos más complicado, eso “carece de fundamento”, afirmó.

Los activistas en temas migratorios creen, sin embargo, esto es otra indicación de que la administración Trump está encontrando maneras creativas de dificultar la inmigración legal.

“[Esto] no es más que un obstáculo burocrático innecesario en el camino de los electores que buscan la asistencia de sus representantes en el Congreso para acortar la burocracia de USCIS”, dijo David Leopold, un abogado de inmigración que anteriormente dirigió la Asociación de Abogados de Inmigración de Estados Unidos.

Los inmigrantes que buscan obtener residencia permanente o ciudadanía a menudo buscan ayuda de sus congresistas cuando USCIS, la agencia responsable de ayudar a las personas a inmigrar legalmente y convertirse en ciudadanos, no está respondiendo.

“He visto las investigaciones del Congreso convertir lo que parece ser una determinada deportación en una tarjeta verde, por arte de magia”, dijo Matthew Kolken, un abogado con sede en Buffalo que a menudo representa a los niños indocumentados.

Alma Rosa Nieto, abogada de inmigración con sede en Los Ángeles y vicepresidenta del comité de medios de la Asociación Estadounidense de Abogados de Inmigración, dijo que los agentes de USCIS a veces le dan a su oficina “la vuelta”. Pero agregó que responden mucho más rápido cuando reciben una llamada del Congreso.

“El Congreso llama -nos burlamos de ello y nos reímos en la oficina- y es, ‘¡Uy! ¡Estaban aquí! ¿Que necesitas? ¡Lo resolveremos!'”, dijo ella.

Cuando solicitan ayuda al Congreso, los inmigrantes firman exenciones de privacidad que permiten que su oficina del Congreso se comunique con USCIS en su nombre y les informe.