Marco Rubio advierte peligro de relación entre México y EEUU porque AMLO “apoya a Maduro”

La mexicana es la única democracia occidental que rechaza intervención en Venezuela
Marco Rubio advierte peligro de relación entre México y EEUU porque AMLO “apoya a Maduro”
El senador republicano Marco Rubio, la diputada mexicana Tatitana Clouthier y el presidente López Obrador.
Foto: EFE / Jesús García

El senador Marco Rubio afirmó que las relaciones bilaterales entre México y Estados Unidos están en riesgo, debido al apoyo del mandatario Andrés Manuel López Obrador al régimen de Nicolás Maduro.

El representante republicano de Florida es uno de los principales promotores de la intervención de la Administración de Donald Trump en Venezuela y dijo tener la esperanza de que se pueda “redefinir” la relación “como estratégica” entre ambas naciones.

Afirmó que esto no es parte de una “relación de ayuda de Estados Unidos”, sino una alianza para abordar “retos comunes”. Luego aseguró: “El apoyo inexplicable del nuevo gobierno a Maduro ha puesto todo eso en duda”.

Cuestionada al respecto, la vicepresidenta de la mayoría legislativa en la Cámara de Diputados en México, Tatiana Clouthier –y excoodinadora de campaña de López Obrador–, afirmó que no se puede definir la relación entre ambas naciones sólo por decirlo.

“La frontera que tenemos como naciones es muy grande… el flujo de un millón de mexicanos que cruzan diariamente la frontera nos hace tener una relación más allá de los poderes”, afirmó, tras lo cual citó a Roberto Valdovinos, director del Instituto de Mexicanos en el Extranjero sobre la no intervención en Venezuela. “Roberto (Valdovinos) lo dijo muy claro en la conferencia, una cosa es la no intervención y otra cosa es el apoyo a Venezuela, tenemos que leer la letra chica”.

Valdovinos afirmó en su intervención que la postura de México es la correcta, al considerar que ninguna nación debe decidir por otra y respaldó “respetar la soberanía”, ya que “si tomamos posición, entonces abrimos la puerta a que otros decidan por nosotros”.

Tras promover junto con Uruguay un diálogo político en Venezuela, México es la única democracia de Occidente que mantiene su postura, ya que Uruguay se unió el jueves pasado a los funcionarios de Europa y América Latina en el respaldo a las elecciones presidenciales en esa nación.

México y Bolivia rechazaron firmar un acuerdo emitido por las naciones que trabajan en el Grupo de Contacto Internacional, pero el Gobierno de Evo Morales apoya abiertamente a Maduro, mientras el de López Obrador busca que haya una transición pacífica, ya sin mencionar al chavista.

El presidente López Obrador insistió en que su política es correcta y señaló que la manera de allegar ayuda humanitaria al país sudamericano es a través de las Naciones Unidas, no de grupos que presionan la apertura de la frontera con Colombia.

“Se necesita ayuda humanitaria… yo estoy a favor… no sólo a Venezuela, para Haití, para todos los países pobres, abandonados, para millones de mexicanos que sufren por hambre, millones de seres humanos que sufren por hambre”, indicó el mandatario mexicano. “Lo que considero es que no debe de mezcalerse lo de la ayuda humanitaria con asuntos políticos… y que si se quiere resover lo de la ayuda humanitaria que intervenga Naciones Unidas… sin propósitos políticos y mucho menos que se quiera utilizar la fuerza, nada por la fuerza”.

El Partido Accional Nacional, en voz de Mariana Gómez del Campo, su secretaria de Asuntos Internacionales, criticó la postura de México y pidió al presidente mexicano defender los derechos humanos.

“Una vez más le decimos claro y fuerte al Gobierno Federal que están respaldando a un dictador. Las elecciones anticipadas no son una condicionante para resolver el problema de Venezuela, son una necesidad para recuperar la democracia en ese país”, expresó.