México analiza si cambiará o dejará impuestos a Estados Unidos por cerdo, quesos, whisky…

El impuesto se aplica desde junio pasado
México analiza si cambiará o dejará impuestos a Estados Unidos por cerdo, quesos, whisky…
Quesos.
Foto: Archivo

MEXICO – El gobierno mexicano aún no descarta si quitará el arancel del 20% obligado en junio del año pasado a productos estrella de estados republicanos de la Unión Americana en represalia por el impuesto que el presidente Donald Trump aplicó al acero.

La vieja lista incluye carne de cerdo, arándanos, papas, manzanas, quesos, whisky  y muchos otros que se producen, principalmente, en regiones afines al partido del mandatario estadounidense como Massachusetts, Michigan, Tennessee y Wisconsin. En el caso de los nuevos productos, el blanco podría variar a estados demócratas.

“Estamos revisando una nueva lista y se va a determinar si siguen los impuestos a esos productos o se cambian”, confirmó a este diario la oficina de enlace de la Secretaría de Economía. “Aún seguimos en análisis”.

Otro funcionario mexicano que pidió el anonimato informó a Reuters, la agencia especializada en información financiera, que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador busca apretar la tenaza a los distritos que manejan legisladores demócratas para presionarlos a dar luz verde de una vez por todas al Tratado Comercial México, Estados Unidos y Canadá.

Nancy Pelosi, líder de los demócratas en la Cámara de Representantes dijo en abril que no se firmaría el T-MEC hasta que se hiciera una reforma laboral que ayude a mejorar las condiciones de los trabajadores mexicanos. Los cambios se hicieron en el congreso mexicano; la luz verde al tratado, ni asomo.

Sobre lo que sí podría darse un giro es en el tema del impuesto al acero, según informó Márquez en las últimas horas. “Estamos cerca de levantarlo”, dijo sin más detalles.

Apenas unos día antes, el gobierno mexicano presentó, ante la Organización Mundial del Comercio (OMC), un escrito contra Estados Unidos por los aranceles de 25% que impuso al acero mexicano y 10% al aluminio que ha afectado a las industrias de la construcción y la automotriz.

Otras cuotas que se impusieron por falta de acuerdos golpearon al tomate: el arancel de más del 17%  afecta el sector agropecuario que había tenido uno de los mejores desempeños en la actividad productiva.

“Se está frenando a las perspectivas de crecimiento para el país y  las inversiones”, advirtió que va a la baja ni a la relación bilateral con el vecino del Norte, aseguró Sergio Luna, director de Estudios Económicos del Grupo Financiero Citibanamex.

“Nos preocupan estos temas porque añaden a la agenda económica complicaciones; sí tienen un impacto en términos de empleo”