Los maestros de Illinois no estarán entre los primeros en recibir las vacunas contra el COVID-19

Son los trabajadores de salud en la primera línea de lucha contra el covid-19 quienes reciben primero la vacuna

Los maestros de Illinois no estarán entre los primeros en recibir las vacunas contra el COVID-19
El gobernador de Illinois, JB Pritzker.
Foto: Getty Images
Este artículo, publicado originalmente en inglés por Chalkbeat Chicago, está disponible en español gracias al proyecto “Traduciendo las noticias de Chicago”, del Instituto de Noticias Sin Fines de Lucro (INN).

Los educadores de Illinois no estarán entre la primera ronda de trabajadores en recibir una vacuna contra el coronavirus, anunció el viernes pasado el gobernador J.B. Pritzker.

El estado dará prioridad a los trabajadores de salud que están en primera línea y a los residentes en instalaciones de atención a largo plazo, dijo Pritzker durante una conferencia de prensa.

Cuando Chalkbeat le preguntó cuándo recibirán las vacunas los maestros, Pritzker dijo que  trabajadores esenciales, como los maestros, serán los siguientes.

Las reglas generales de salud pública del estado dicen que las primeras vacunas se destinarán a trabajadores de los hospitales y de asistencia médica en los 50 condados de Illinois con las tasas de mortalidad más altas per cápita.

Las reglas generales o directrices, van acordes con el comité asesor sobre prácticas de inmunización de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

“(Un subcomité asesor) se reúne y elabora recomendaciones para todos. Ciertamente, después de la fase A, y posiblemente después de la fase B, comenzaremos a ver qué otras poblaciones esenciales, como los maestros, sean las siguientes”, agregó Pritzker.

En todo el país, los estados han comenzado a publicar sus planes de distribución de vacunas mientras el gobierno federal revisa la vacuna Pfizer para su aprobación de emergencia.

En Filadelfia, el jefe de las escuelas de la ciudad ha dicho que él y otros líderes escolares en los distritos urbanos están abogando para que los maestros sean prioridad después de los trabajadores de la salud y las personas en las instalaciones de vida asistida.

“Así como hay gente que quiere reiniciar la economía, los niños necesitan volver a la escuela. A nivel nacional estamos abogando para ser prioridad”, dijo el jueves pasado William Hite, superintendente de escuelas de Filadelfia.

En una asamblea pública realizada el jueves pasado y organizada por el Sindicato de Maestros de Chicago (CTU, por sus siglas en inglés), el tema de en qué turno estaban  los maestros para las vacunas, fue una de las preguntas. Más de 1,000 padres y educadores participaron en el evento.

“Una vez que la vacuna esté disponible, ¿será que el CTU insistirá en que todos los maestros, estudiantes y personas que entren al edificio hayan sido vacunados antes de regresar (a las aulas)? Considerando que esto no puede ser obligatorio, ¿qué será aceptable para el CTU para regresar a la escuela?”, preguntó un asistente en la charla.

Los funcionarios sindicales dijeron que no participan  en la distribución de vacunas.

“No depende de nosotros cómo se distribuye la vacuna”, dijo Carol Caref, coordinadora de investigación del sindicato.

Traducido por Gisela Orozco

This article first appeared on Institute for Nonprofit News and is republished here under a Creative Commons license.