Emiten nuevo pasaporte electrónico mexicano en Chicago, más seguro y difícilmente falsificable

El documento cuenta con un chip con información biométrica de la persona, lo que permite reforzar las medidas de seguridad para evitar no sólo la suplantación de identidad sino también la trata y el tráfico de menores

Jaime Vázquez Bracho, director general de Servicios Consulares de la Secretaría de Relaciones Exteriores de México, habló con La Raza sobre la emisión del nuevo pasaporte electrónico mexicano. (Belhú Sanabria / La Raza)
Jaime Vázquez Bracho, director general de Servicios Consulares de la Secretaría de Relaciones Exteriores de México, habló con La Raza sobre la emisión del nuevo pasaporte electrónico mexicano. (Belhú Sanabria / La Raza)
Foto: Impremedia

Mexicanos cuyo lugar de residencia se ubique en la jurisdicción del Consulado General de México en Chicago puede ya tramitar, desde el 13 de diciembre, el nuevo pasaporte electrónico, que cuenta con estrictas medidas de seguridad para evitar el robo de identidad y agiliza la entrada en aeropuertos y puertos fronterizos.

El pasaporte electrónico mexicano es uno de los más seguros del mundo ya que contiene 57 medidas de seguridad, 22 de las cuales son adicionales a las que ya tiene el pasaporte actual. Eso lo hace un documento difícilmente falsificable. 

Jaime Vázquez Bracho Torres, director general de Servicios Consulares de la Secretaría de Relaciones Exteriores de México, estuvo de visita de trabajo en Chicago para la presentación del pasaporte electrónico, el cual se expedirá en breve en el Consulado General de México en Chicago y a través de sus consulados sobre ruedas.

“Hemos estado haciendo una transición gradual hacia el pasaporte electrónico desde octubre en diferentes consulados, actualmente 42 oficinas consulares ya emiten el pasaporte electrónico en sus sedes. Chicago, que es uno de los consulados más icónicos e importantes de la red consular por la cantidad de personas que atiende y por su historia, va a estar emitiendo el pasaporte electrónico a partir del 13 de diciembre”.

Si bien el documento seguirá impreso en libretas físicas, estará compuesto por una lámina de policarbonato, un holograma de última generación y un chip que almacena electrónicamente los datos personales y biométricos del usuario, elementos que sólo pueden ser detectados por las autoridades en los aeropuertos.

“Una de estas principales ventajas o medidas de seguridad adicionales es la inclusión de un chip que contiene la información biográfica y biométrica encriptada de la persona usuaria, esto quiere decir que hay un chip que está oculto en la libreta donde se almacena el nombre, la fecha de nacimiento, el lugar de nacimiento de la persona, pero también los datos biométricos que recabamos cuando las personas tramitan su pasaporte que son las 10 huellas dactilares, la información del iris que está en los ojos, la forma de la cara y todo esto está encriptado de manera segura”, explicó  Vázquez Bracho en entrevista con La Raza.

En cuanto a la lámina de policarbonato, esta tiene diferentes capas de un material muy durable, resistente incluso al calor, cuenta con elementos que son identificables únicamente al tacto y a la luz ultravioleta y también tiene algunos hologramas ocultos.

Este nuevo pasaporte electrónico tiene el mismo costo que el pasaporte de lectura mecánica actual y los requisitos para obtenerlo son los mismos, explicó Vázquez Bracho, quien también dijo que en los 51 consulados mexicanos en Estados Unidos el pasaporte normalmente se entrega en menos de una hora.      

Capacitación del personal y actualización de los sistemas informáticos

El pasaporte electrónico para menores incluirá también las fotos de los padres o de quien ejerza la patria potestad del menor, elementos que lo hacen un documento muy seguro para evitar la trata y el tráfico de menores.

La implementación del pasaporte electrónico, por instrucción del presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador, es el resultado de un proceso de trabajo de dos años bajo estrictas normas de transparencia y con el acompañamiento de la Oficina de Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS) y la Secretaría de la Función Pública de México. Esto a fin de seguir modernizando los servicios consulares en beneficio de los connacionales de este lado de la frontera.

Vázquez Bracho señaló que la tecnología no sólo implica un nuevo insumo, una nueva libreta, sino que se actualizaron los sistemas informáticos, se cambiaron las impresoras a través de las que se imprimen los pasaportes y se capacitó a todo el personal, más de 1,600 personas en Estados Unidos. para lograr expedir este pasaporte electrónico con la misma rapidez que con el pasaporte actual.

Y se añadió que la sede consular en Chicago continuará atendiendo a los mexicanos siguiendo las pautas de salubridad para prevenir contagios de covid-19 mediante el uso de mascarillas y el mantener el distanciamiento social.

Vázquez Bracho dijo que a causa de la pandemia fue difícil obtener los insumos necesarios para el nuevo pasaporte electrónico debido a la escasez de chips.

El Consulado General de México en Chicago atiende un promedio de 700 personas diarias, 500 en las sedes y 200 en los consulados sobre ruedas.

La mayoría de las personas tramitan pasaporte, que es el documento más solicitado, según Vázquez Bracho.

Actualmente se expiden entre 8,000 a 12,000 pasaportes al mes (dependiendo del mes), según esa sede consular.

“Para el 2022 vamos a agregar un consulado sobre ruedas más, lo cual va a posibilitarnos aumentar la capacidad del consulado en casi 30%. Esto es una gran noticia para la comunidad y también que seguimos trabajando para mejorar no sólo el pasaporte sino modernizar todos nuestros procesos para atender a la gente con mayor disponibilidad y también con mayor calidad”, destacó Vázquez Bracho.

A los mexicanos se les recuerda que si tienen un pasaporte vigente no es necesario renovarlo ahora sino hasta que dicho documento expire.  

La cobertura editorial de La Raza es posible en parte gracias al apoyo del Chicago Community Trust.