Jóvenes que faltan un mes o más a la escuela; creen que los padres no se enteran

Un nuevo informe de la fundación Get

Schooled revela que los jóvenes a menudo desconocen que faltar a

clases, incluso unos pocos días, puede afectar considerablemente sus

calificaciones e incluso disminuir sus probabilidades de graduarse.

Asimismo, los estudiantes que faltan mucho a clases afirmaron que sus

padres ni siquiera saben con qué frecuencia lo hacen.

El informe “Skipping

to Nowhere” (Escapar a ningún lugar) se basa en las exhaustivas

entrevistas realizadas a más de 500 adolescentes en 25 ciudades. Las

entrevistas revelan que la mayoría de los estudiantes enfrentan pocas o

mínimas consecuencias inmediatas por faltar a clases, y muchos no creen

que el ausentismo escolar pueda afectar sus calificaciones, sus

probabilidades de graduarse o de asistir a la universidad. Según el

informe, más del 80% de estudiantes que faltan a clases una vez a la

semana creen que existan muchas probabilidades de retrasarse en sus

clases.

“Los jóvenes, independientemente de su comunidad o conocimientos, tienen

grandes aspiraciones, pero, con mucha frecuencia, no saben que el camino

al éxito comienza con la asistencia constante,” afirmó Marie Groark,

directora ejecutiva de Get Schooled.

La investigación ha demostrado que los estudiantes que faltan más de 10

días a la escuela tienen un 20 % menos de probabilidades de graduarse de

la escuela secundaria y un 25 % menos de probabilidades de inscribirse

en la universidad.

Más del 40 % de los estudiantes afirmó que sus padres “nunca” o “casi

nunca” saben cuando faltan a la escuela, aunque el 65 % de estos indicó

que sus docentes y directores han hablado con ellos acerca de su

ausentismo escolar.

“Los padres son la primera línea de defensa cuando se trata del

ausentismo escolar,” indicó Betsy Landers de la Asociación

Nacional de Padres y Maestros (PTA). “Todos los padres deben hablar

con sus hijos, controlar sus tareas escolares y comunicarse con sus

docentes. Si hacen esto, es casi imposible que padres no descubran si su

hijo falta a la escuela.”

Para obtener más información acerca de “Skipping to Nowhere” y de

la iniciativa de Get Schooled, visite a https://getschooled.com/attendance-research.