Activistas lanzan campaña para lograr juicio político contra Trump

“Es hora de que el Partido Republicano tenga rendición de cuentas… los votantes ya están hartos”, enfatizó Comerford
Sigue a La Raza en Facebook
Activistas lanzan campaña para lograr juicio político contra Trump
“Moveon.org” promueven una campaña para lograr un juicio político y eventual destitución del presidente

WASHINGTON.- Activistas del grupo progresista “Moveon.org” promueven una campaña para lograr un juicio político y eventual destitución del presidente Donald Trump, por considerar que hay suficientes pruebas de  su “abuso de poder” y “corrupción”.

La campaña cobró fuerza ayer con el testimonio del exjefe de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), James Comey, quien afirmó ante el Comité de Inteligencia del Senado que Trump mintió sobre las razones de su despido el pasado 9 de mayo, lo difamó a él y a la agencia, y lo presionó para que “dejara” una investigación en torno a Rusia.

En declaraciones hoy a este diario, Jo Comerford, jefa de campañas de “Moveon.org”, explicó que la petición es apenas una herramienta en la estrategia que el grupo elabora junto a aliados en el Congreso y la sociedad civil.

“Creemos que hay fundamentos para un juicio político por su abuso de poder, y que el Congreso debe iniciar de inmediato los procedimientos para ello. El Congreso tiene el imperativo moral de frenar los excesos del presidente, aunque haya republicanos que se hacen de la vista gorda con sus mentiras”, explicó.

“Es hora de que el Partido Republicano tenga rendición de cuentas… los votantes ya están hartos”, enfatizó Comerford.

Trump rompió esta mañana su inusitado silencio en Twitter, al atacar el testimonio de Comey, a quien acusó de filtrar el contenido de sus conversaciones privadas.

Comey admitió ayer que compartió los apuntes de sus contactos con Trump con un amigo suyo de la Universidad de Columbia para que los filtrara a la prensa y despejara el camino para la asignación de un fiscal especial.

Según Trump, el testimonio lo reinvindica, aunque por otro lado también dijo que Comey  mintió ante el Senado.

Al respecto, Comeford señaló que a nadie debe sorprender la reacción de Trump, puesto que es su costumbre crear “cortinas de humo para desviar la atención de las críticas” a su gobierno, y de las investigaciones en torno a la injerencia de Rusia en las elecciones de 2016.

“Creemos que es hora de despejar esa cortina de humo y permitir que el pueblo estadounidense vea con claridad que hay un imperativo moral para exigir cuentas al presidente”, subrayó.

“El mensaje para el Partido Republicano es que debe anteponer los intereses del país a los del partido, y el mensaje al presidente Trump es que nadie está por encima de la ley. El está poniendo a prueba nuestra democracia, y ya nos hartamos”, subrayó.

Según Comerford, la petición es tan solo una táctica dentro del “proceso de planificación de estrategias”.

El miércoles, en víspera del testimonio de Comey, el grupo entregó otra petición para exigir que el Congreso llegue al fondo de la verdad sobre el papel de Rusia en las elecciones y la presunta colusión de la campaña de Trump con Moscú.

“Sabemos que esto será un maratón, no un sprint, y estamos listos”, puntualizó Comerford.

El grupo ha suscitado críticas, sin embargo, porque en 1998 se opuso al juicio político contra el entonces presidente Bill Clinton, acusado de obstrucción de justicia.

En el Congreso, el legislador demócrata por Texas, Al Green, ha empezado a elaborar un documento para facilitar el juicio político, aunque muchos demócratas por ahora han aconsejado cautela mientras prosiguen las investigaciones del Congreso y del Departamento de Justicia.