Congresistas demócratas exigen respuestas de ICE sobre operaciones en moteles de Phoenix

ICE replicó que, en ocasiones, los criminales se refugian en hoteles para delinquir

Guía de Regalos

Congresistas demócratas exigen respuestas de ICE sobre operaciones en moteles de Phoenix
ICE busca aliados en cualquier lado.

WASHINGTON.- Líderes demócratas del Congreso exigieron este viernes explicaciones a la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) sobre su revisión de listas de huéspedes en dos moteles del área de Phoenix (Arizona) con el propósito de interrogar y detener a presuntos inmigrantes indocumentados.

Aunque la empresa “Motel 6” dijo en Twitter de que sus más de 1,400 moteles en todo EEUU  cesarán su colaboración con ICE, el escándalo se ha convertido en una pesadilla de relaciones públicas para la popular cadena de moteles afincada en Texas, que incluso quedaría expuesta a demandas.

Es que, al parecer, dos moteles del área de Phoenix le entregaban a ICE cada madrugada la listas de huéspedes, sin el conocimiento de la gerencia en la sede. Posteriormente, agentes de ICE visitaban los hogares de los huéspedes, a veces sin permiso judicial, y los sometían a interrogatorios y posible arresto.

“Como hemos dicho antes, esto se llevó a cabo a nivel local sin el conocimiento de la alta gerencia. Cuando nos dimos cuenta, se descontinuó” la práctica, dijo la empresa.

Pero esa respuesta no satisface a los líderes demócratas, Rubén Gallego, de Arizona, y Pramila Jayapal, de Washington, que hoy mismo enviaron una carta al jefe interino de ICE, Tom Homan, en busca de explicaciones.

En la carta, los legisladores instaron a Homan a que prohíba rotundamente la práctica de “peinar los archivos de hotel para identificar a sospechosos”, y le pidieron explicaciones sobre cómo y por qué ICE recurrió a esta táctica, y si ésta incluyó otros hoteles.

Para Gallego, la práctica de vigilar y acosar a huéspedes de hotel es otro ejemplo “indignante” de las operaciones de la agencia, envalentonada por la Administración para deportar a madres y familias”.

“Merecemos saber quién autorizó esta indignante táctica y si los agentes de ICE la están usando en otras partes del país. Enfocarse en hoteles de descuento es una movida sacada del guión de Joe Arpaio”, dijo Gallego, al referirse al exalguacil del Condado de Maricopa, quien recibió recientemente un indulto del presidente Donald Trump.

En concreto, exigieron que Homan explique cuántas personas fueron detenidas en los moteles en Phoenix, y qué ha pasado con sus casos; si la sede de ICE en Washington estaba al tanto de esa práctica, y la autorizó; si esa práctica se ha usado o se usa en otros sitios, y cuáles son los planteamientos para la visita de ICE en hogares y negocios.

Gallego y Prayapal advirtieron de que la práctica pone en relieve posibles violaciones al debido proceso; un “perfil discriminatorio” contra los latinos; posible peligro para el turismo en Arizona, que es fuente de empleos e ingresos en el estado, y un desperdicio de recursos que bien podrían usarse para perseguir a personas que de verdad sean “una amenaza genuina para la seguridad pública”.

Según Gallego, este incidente es otra razón por la que el Congreso debe poner orden a las autoridades de inmigración que, a su juicio, actúan sin control y sin rendición de cuentas.

Los hoteles a veces son refugio de criminales, según ICE

En declaraciones a este diario, Yasmeen Pitts O´Keefe, portavoz de ICE en Arizona, explicó que, con frecuencia, los hoteles son un refugio de elementos criminales, justificando así la cooperación que consiguió de los moteles en cuestión.

La portavoz dijo que, debido a asuntos de seguridad, la agencia normalmente no discute o divulga información relacionada a sus fuentes para planear sus operaciones.

Sin embargo, precisó que esas fuentes provienen de agencias policiales, bases de datos, víctimas de crímenes, y el público en general, a través de su línea telefónica para pistas y por internet. ICE no compensa a ciudadanos privados por las pistas que proveen a la agencia.

Al hacer cumplir las leyes de inmigración, los agentes de ICE “hacen arrestos a nivel nacional todos los días, como parte de sus esfuerzos por garantizar la seguridad doméstica, la seguridad pública, y la integridad de las fronteras de nuestra nación”, dijo.

Las operaciones de ICE son “precisas”, con base a pistas, y dirigidas contra quienes son un riesgo para la seguridad en las comunidades, continuó.

“Vale mencionar que los hoteles y moteles, incluyendo los del área de Phoenix, con frecuencia han sido aprovechados por organizaciones criminales implicadas en actividades ilegales altamente peligrosas, incluyendo el tráfico y contrabando de humanos”, puntualizó Pitts O´Keefe.

En el caso de los moteles, sin embargo, los congresistas señalaron en la carta que Motel 6 “provee alojamiento temporal para sobrevivientes de violencia doméstica, y para gente que aguarda citas médicas en hospitales del área”.

El asunto pronto provocó la condena de grupos cívicos, incluyendo la Unión de Libertades Civiles de EEUU (ACLU),  y hasta una tira cómica del artista mexicoamericano, Lalo Alcaraz, quien dibujó al motel 6 como un “campo de detención” de inmigrantes indocumentados.

 

Durante una conferencia telefónica, Marielena Hincapié, directora ejecutiva del Centro Nacional de Leyes de Inmigración (NILC, por su sigla en inglés), señaló que la práctica es “completamente atroz”, y una clara señal del “envalentonamiento” que ha fomentado la Administración entre ciudadanos y negocios contra los inmigrantes.

“Esto me recuerda lo que pasaron nuestros hermanos y hermanas afroamericanos en la era anterior a los derechos civiles, cuando se les prohibía el paso en ciertos hoteles, y no queremos que esa historia se repita en este país”, enfatizó,

Aunque “Motel 6” ha corregido rumbo, ya se ha hecho daño al enviar dos mensajes: a sus clientes, minoritarios o inmigrantes, de que sus moteles no son un lugar seguro, y a los empleados en esta u otra empresa de que serían obligados a ser las veces de agentes de Inmigración, advirtió Hincapié.