Adamari López, Johnny Lozada y más famosos llevan 10 toneladas de víveres a Puerto Rico

Además rescataron más de 120 personas y las llevaron a Miami para ser atendidas
Adamari López, Johnny Lozada y más famosos llevan 10 toneladas de víveres a Puerto Rico

En un vuelo que se nombró ‘esperanza’, Adamari López, Johnny Lozada y un grupo de personalidades y periodistas viajamos a Puerto Rico, gracias a la generosidad de la presentadora y empresaria Natalia Denegri y Hassenfeld Family Foundation que donaron el avión, para llevar 10 toneladas de víveres de primera necesidad, y traer de regreso más de 120 personas que se quedaron sin nada después del paso del huracán María.

El martes 3 en horas de la noche llegó el avión privado con el cargamento a un San Juan, Puerto Rico. Desde el aire muy pocas luces iluminaban la isla del encanto, que contrarrestaba con el brillo de la esperanza de las familias, niños con necesidades especiales y abuelitos que nos esperaban para que los llevemos a Miami, y así salir de la pesadilla que viven desde que el huracán María los dejó si casa, sin luz, sin nada.

Antes del vuelo, el propio Johnny Lozada junto al doctor Eddie Armas, el doctor Cotton y el fotógrafo Enrique Tubio, cargaron las más de 10 toneladas para llevar a un hospital de niños y un hospital oncológico. Entre los suministros que se llevaban había agua, sueros, leche en polvo, alimentos enlatados, pañales, baterías y juguetes, entre otras cosas.

Johnny Lozada y Eddie Armas

Ya en Puerto Rico, el mismo equipo de manos solidarias se encargaron de poner cada una de las cajas, ya designadas, en cada uno de los camiones que habían ido a buscar.

Muy emocionado Johnny pisó por primera vez el suelo de su patria luego del paso del huracán, y aunque nunca perdió la sonrisa en su rostro, su corazón estaba destrozado por lo que estaba viendo. “Venimos a traer esperanza, amor y llevarnos a nuestra gente a que esté en un sitio mejor. Pero esto se levanta, entre todos levantamos Puerto Rico”, repetía emocionado el juez de ‘Mira Quién Baila’.

Johnny Lozada Johnny Lozada, Adamari López y Natalia Denegri

Lo que más emocionó a quienes participamos de este viaje es la fuerza y el espíritu de Adamari López, quien tomó prácticamente el timón de este vuelo, llevando alegría y consuelo a los que abandonaban su tierra, repartiendo besos y abrazos para calmar angustias y miedos, y hasta sirviéndoles comida y bebida esa que muchos de ellos hace días o semanas que no prueban.

Adamari López con la mamá de Karla Monroig Adamari López Adamari López

Entre las personas que se subieron al avión con el dolor de abandonar su Isla del Encanto, con el agradecimiento de poder ir a Miami para estar con su familia, amigos o ir a hospitales que los puedan atender con los recursos básicos cubiertos, y con la esperanza de poder regresar cuando ya todo vuelve a su vida normal o lo más parecida a ella.

El avion 'Esperanza' regresa a Miami

Entre los pasajeros estaba doña Carmen ‘Cuca’, la mamá de Karla Monroig, como te contamos hace algunos días, la actriz no había podido comunicarse con su madre, y fue Pamela Silva-Conde quien la encontró en su pueblo de Guayama, lastimada y con su casa inundada y sin techo.

Junto a su hermana, y sus sobrinas, doña ‘Cuca’ se subió al vuelo ‘esperanza’ para reencontrarse con su hija… ¿lo que más deseaba cuando subió al avión? Tomar un vaso de agua con hielo, desde el huracán María, las pocas veces que tuvo agua era a temperatura ambiente.

Mamá y tía de Karla Monroig

Luego de un vuelo de casi tres horas, donde Adamari pasó todo ese tiempo atendiendo a sus compatriotas -les llevó comida, alegría y hasta les cantó y bailó- las más de 120 personas se reencontraron con sus familias. Aunque el cansancio era mucho, pues debido al toque de queda debieron estar muy temprano en el aeropuerto y la llegada Miami fue a las 4:45 AM, las lágrimas, las sonrisas y los abrazos no perdieron fuerza.

Y todos no dejaban de agradecerle a Natalia Denegri y a la publicista y manager de celebridades, Conchita Oliva, quien tuvo la idea de realizar este viaje de humanidad.

Adamari López