El muralismo se ha desvirtuado por el llamado ‘Taco Art’, dice artista Marcos Raya

El muralismo se ha desvirtuado por el llamado ‘Taco Art’, dice artista Marcos Raya
Una porción del mural en la esquina de la calle 18 y Western, en Chicago, del artista Marcos Raya.
Foto: Google Maps

Caminando por el barrio de Pilsen hay mucho que al artista Marcos Raya no le gusta en términos del arte público también conocido como el muralismo, una corriente ya con más de 50 años de existencia en Pilsen y en varias otras comunidades hispanas.

Raya, oriundo de Irapuato, Guanajuato, e hijo de un padre bohemio y trovador que tocaba con el trío Los Tecolines, inventó una frase para categorizar lo que no le gusta del nuevo muralismo de estos tiempos. Él lo llama “taco art”, arte barato como un taco y sin mensaje alguno.

Este muralista mexicano llegó a la ciudad en 1964 a la edad de 16 años y se instaló en el barrio de La Pequeña Italia, al norte de Pilsen. Ahora, de 72 años, Raya recuerda que después de estudiar en una escuela de arte en Lennox, Massachusetts, regresó a Chicago y se dio de voluntario en Casa Aztlán en donde enseñó arte y después se aventuró a las calles a pintar murales. Uno de los mas reconocidos fue su ‘Homenaje a Diego Rivera’, el cual estuvo por años al lado de una ferretería de Pilsen.

Pero ahora Raya no está conforme con lo que ven sus ojos. Piensa que quizás la juventud de hoy en día no está muy bien centrada en los problemas que tiene la gente.

“Hay un infantilismo nacionalista” que afirma Raya no contribuye a expandir el arte en la comunidad y es representado por imágenes fáciles y estereotipadas que ya han sido copiadas por años.

Raya piensa que los pintores jóvenes no han estudiado a fondo el arte de los muralistas mexicanos, como Diego Rivera, David Siqueiros y otros.

“En vez de tomar el arte en serio, se pasan el tiempo copiando, diseñando las mismas imágenes, esta es una manera de hacer arte muy simple o chicharronero,” señaló el artista.

Inclusive, a veces Raya piensa que todos los jóvenes de origen mexicano han perdido su identidad. Es un temor que lo aflige.

“El consejo que les puedo dar, lo que yo les puedo decir, es que pintar murales es parte de un movimiento real, un movimiento social,” asegura Raya. “El muralismo es para educar”.

Otro de los murales más reconocidos de Raya es el que estáen la esquina de la calle 18 y la avenida Western titulado “No más dictaduras”. Ahí una multitud tumba la estatua de Anastasio Somoza.

Entre otras quejas de este veterano artista, quien comenzó su carrera como un pintor surrealista, figuran: “Yo no entiendo al grafiti, este no te dice nada, puede hasta ser reaccionario para que no se pinte ningún mensaje” o “pintar a Frida Kahlo ya ha llegado a nivel de la idiotez… Ya la distorsionaron mucho; como también se ha comercializado y distorsionandola idea del Dia de los Muertos”.

“El muralismo es para plasmar perspectivas mas radicales,” concluye Raya, cuyo arte formará parte de una exhibición nacional organizada por el Museo Guggenheim de Nueva York una vez que esta pandemia termine.