La autoridad responde

La Raza conversó con el concejal George Cárdenas, quien preside el Comité de Salud y Medio Ambiente del Concilio Municipal de Chicago, encargado de decidir el futuro de dichas clínicas.

Es cuestión de presupuesto, vamos a tener audiencias en febrero. Trataremos de que esa clínica -Back of the Yards Mental Health Center- alguien más la siga operando. Para eso, las audiencias van a ser el próximo mes y vamos a tratar de arreglar el problema. Tenemos que abrir más clínicas, ayudar a organizaciones que estén calificadas en hacer eso de una manera mucho más amplia.

Hay gente que lo entiende de esa manera. Lo que queremos es que alguien competente lo haga. La Ciudad de Chicago puede hacer cierto trabajo, pero no todo. Queremos clínicas que no sólo se enfoquen en una sola cosa, sino que sean integrales, entonces privatizar es cambiar.

Es que el presupuesto del estado se acabó; el federal no, y es por eso que no se puede seguir operando. Lo óptimo es que esas organizaciones nuevas den servicio como la Clínica Esperanza, queremos llevarlas hacía ese nivel.

Exactamente, tenemos que reubicarnos, porque tenemos que servir no sólo a una parte de la población sino a toda la población. La Clínica Esperanza, te doy ese ejemplo porque trabaja muy bien. Tenemos que ampliar nuestras comunidades, no cerrarlas sino ampliarlas. Que la gente se quite esa idea de que la ciudad tiene que ser responsable de todo.

No, se reubican en el sistema de salud. Necesitas más gente capacitada y no menos. Entonces esas personas pueden conseguir su trabajo muy fácilmente en otras organizaciones. Lo que pasa es que las personas no quieren perder el servicio del sindicato, pero esto nada tiene que ver con el servicio de salud. Incluso mi oficina está también en reubicación porque nosotros nos vamos a reubicar a otro lugar próximamente ahora con el cambio de mapa [de distritos].