Proponen elecciones simbólicas

Tras el debate en México, quieren mostrar el poder del voto migrante
Sigue a La Raza en Facebook

El migrante no cuenta fue la conclusión de varios de los activistas políticos mexicanos que se reunieron en el restaurante Cuernavaca, en Pilsen, a presenciar el debate televisivo entre los candidatos a la presidencia de México.

Líderes del PRI, PAN, PRD y del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) en Chicago que estuvieron presentes el domingo pasado, acordaron discutir la viabilidad de realizar elecciones simbólicas para demostrar el poder del voto de los migrantes y presionar al IFE con miras al próximo debate, que será el 10 de junio.

“En este debate el migrante fue excluido”, dijo Carlos Arango, dirigente del PRD en Chicago y uno de los organizadores de la reunión de líderes que departieron juntos, a pesar de sus diferencias políticas.

Jorge Mujica, activista y exconsejero del IME, comentó que “hay un esfuerzo por hacer aquí un ejercicio serio”. “Abramos casillas electorales el 1 de julio e invitemos a votar a los mexicanos aquí. Luego nos llevamos los votos a México y se los dejamos en el patio al IFE, que sea una elección para presionar un poco para que continúe el esfuerzo por la credencialización para el voto en el exterior. No vamos por resultados para ver quién gana aquí; sino para que vean que el voto migrante importa”, explicó.

Todos acordaron realizar una próxima reunión para discutir la viabilidad de abrir las casillas para votación y de presionar al IFE para que en el próximo debate se incluyan preguntas referentes a la situación de los migrantes mexicanos.

Fabián Morales, coordinador político del PRI en Chicago, opinó que tanto López Obrador como Vázquez Mota “se dieron contra Peña Nieto”.

“Cuando el licenciado Peña Nieto estuvo con otras administraciones sólo era un joven universitario y hoy se tiene que demostrar que el PRI ha cambiado para bien”, insistió.

El escritor Víctor Cortés consideró “importante que la opinión del migrante mexicano llegue a México”.

“Creo que México necesita un cambio muy grande y ya hemos tenido a los dos partidos, al PRI y al PAN en el poder por muchos años y ahora México necesita un cambio que nos lleve por otro camino, otro más próspero”, apuntó el michoacano, quien vive en Chicago desde 1978.