Sudamericanos también celebran el Cinco de Mayo

En Chicago, sudamericanos también celebran el Cinco de Mayo.
Sudamericanos también celebran el Cinco de Mayo
Foto: Sylvia Obén

Chicago – El Cinco de Mayo significa comida, diversión, reflexión, cultura e historia para los mexicanos. Aunque no sólo los mexicanos celebran el aniversario de la Batalla de Puebla.

En 1862, la batalla, según historiadores, fue importante no sólo para detener el avance del poder francés en México sino en toda Latinoamérica.

Patricia Boscán, venezolana, celebra este día junto a su familia desde que llegó a Chicago a sus dos años de edad.

“[Hace 19 años] cuando primero llegamos a [Chicago], los desfiles para mi mamá y mi papá eran lo máximo”, dijo Boscán de 21 años. “Salíamos y nos divertíamos”.

Luego, mientras Boscán fue creciendo, ella y su familia se mudaron a los suburbios: a Westchester y después a Lombard.

Mientras que en Chicago un 28.9% de la población es hispana, según el Censo de 2010, en Westchester el porcentaje de hispanos es de un 14.86% y un 8.08% en Lombard.

Como había menos hispanos también había menos eventos latinos en esos suburbios, por tanto hubo menos festivales del Cinco de Mayo para Boscán. Pero eso no fue excusa para dejar de celebrar este día, ya que ella y su familia usan el día como “para salir a comer tacos y margaritas”.

Por otro lado, Glenda Lucero, ecuatoriana, quién también vino a Chicago a sus dos años de edad, celebra este día desde que se casó con un mexicano.

“Antes de conocerlo no celebraba este día”, dijo Lucero a La Raza. “Yo siempre lo estoy apoyando a mi esposo”.

Lucero, de 22 años, admira que su esposo estando acá por tantos años todavía sienta ese orgullo patrio e identidad nacional.

Desde hace dos años, Lucero aprende sobre la historia de México en los eventos y festivales del Cinco de Mayo. Este fin de semana tiene planeado ir al Festival Cinco de Mayo en el barrio de La Villita.

“Nunca me había imaginado celebrar esta fecha”, dijo Lucero, quién dice estar orgullosa de poder celebrar un día como este con su marido y la familia de él, ya que al fin y al cabo “somos latinos todos”.