¿Quién crea trabajo? Las empresas pequeñas

Las compañías con más de mil empleados tienen el peor registro de creación de puestos de trabajo

Guía de Regalos

¿Quién crea trabajo? Las empresas pequeñas

Aunque buena parte de la atención política en materia de empleo la está acaparando una multinacional con millonarias ventas y beneficios, son las empresas pequeñas las que más mueven el mercado de trabajo en este país.

Una empresa independiente con menos de 500 empleados se considera una pequeña empresa, según el Small Business Administration. Según esta agencia, crean como media el 64% de los nuevos trabajos del país en el sector privado.

Ahora la oficina de estadísticas laborales ha afinado más para explicar que son las muy pequeñas, aquellas que tienen menos de 50 empleados, las que más empleo crearon en el primer trimestre del año. De hecho, el 78% del total de los 224,000 empleos nuevos entre enero y marzo fueron responsabilidad de este tipo de compañías y las que tenían más de 1,000 empleados tuvieron un saldo final de destrucción de puestos de trabajo. Un total de 28,000 empleos perdidos, para ser precisos.

En las últimas décadas el 60% de los trabajos netos creados por firmas privadas pequeñas ha sido misión de empresas que ya existían y el 40% por startups o empresas de nueva creación. Según las cifras el Censo, las startups crearon 3.5 millones de empleos en 2006, poco antes de que la economía entrara en la Gran Recesión. Según un estudio hecho en 2010 por los economistas, John Haltiwanger, Ron S. Jarmin y Javier Miranda lo más importante no es tanto el tamaño de la empresa como la edad de esta. Cuanto más jóvenes son, más pequeñas son pero también más empleo crean hasta que se estabilizan.

Las empresas grandes, sobre todo las industriales, tienen más dificultad para generar empleo porque están más estabilizadas y a no ser que creen líneas de negocio nuevas sin comprar otra empresa es difícil que les resulte necesario añadir personal a su nómina más que por hacer frente a un pico de actividad o motivos naturales: personas que dejan el trabajo por jubilación, por encontrar otro mejor o por fallecimiento.

Adicionalmente, las mayores compañías suelen tener el capital y la economía de escala necesaria para poder invertir en automatizar sus procesos algo que hace innecesaria la contratación de más personal, especialmente en trabajos de media o baja capacitación.

Un reciente informe de Boston Consulting Group explicaba que el nivel de automatización aún es muy bajo y caro. Es decir, que cuando se abarate y se generalice, la creación de empleo va a estar bastante más cuesta arriba y seguirán siendo las firmas más pequeñas con un mayor coste humano irremplazable las que más empleo sigan creando.