La increíble cantidad de dinero que los millonarios necesitan para ser felices

Si la felicidad tiene un precio, parece que no es barato
La increíble cantidad de dinero que los millonarios necesitan para ser felices
El estudio fue hecho entre 4,000 millonarios. Getty Images

¿A quién no le gustaría que le aumenten el salario o que le dejen una herencia?

No se podría afirmar que eso “compre” la felicidad, pero es probable que ayude -en parte- a mejorar ciertas cosas en la vida. El problema es que aparentemente el dinero nunca es suficiente y mientras más tienes, más quieres.

Una investigación de la Escuela de Negocios de Harvard -en la que participaron 4.000 millonarios de varios países del mundo- llegó a la conclusión de que la mayor parte de los ricos cree que con más dinero será más feliz, considerando la felicidad como un mayor nivel de satisfacción en su vida.

Lo sorprendente del estudio es que un cuarto de los millonarios encuestados dijo que para ser “feliz” necesitaría que su riqueza aumentara en un 1.000%.

Y otro cuarto de los encuestados respondió que necesitaría un aumento de 500% de su fortuna para sentirse completamente bien.

El investigador a cargo del estudio, Grant Donelly, le dijo a BBC Mundo que, según los resultados, una gran riqueza genera felicidad, pero que existen ciertos matices.

Por ejemplo, hay un límite que marca un punto de inflexión entre los encuestados.

“Los que tienen un patrimonio de más de US$8 millones son significativamente más felices que los que tienen US$1 millón”.

Básicamente, no varía tanto hacia arriba de esa línea o hacia abajo de ella.

La investigación le pidió a millonarios de Brasil, Hong Kong, India, Irlanda, Mónaco, Catar, Arabia Saudita, Singapur, Sudáfrica, España, Suiza, Emiratos Árabes Unidos, Reino Unido y Estados Unidos, que evaluaran su nivel de felicidad en una escala de 1 a 10.

Y para ser parte del estudio, las personas tenían que tener un mínimo nivel de riqueza de US$1 millón.

¿Cuál es el límite?

Donelly dice que no se puede dar una cifra exacta de dinero para que una persona se sienta feliz, pero que hay ciertos parámetros.

“Los ganadores del premio Nobel de Economía, Daniel Kahneman y Angus Deaton, sugieren que un ingreso anual de US$75,000 (en EE.UU.) es ideal. Nuestros hallazgos sugieren que la felicidad aumenta cuando la riqueza crece, incluso entre los más ricos”, señala el investigador.

“En la medida que las personas tienen un trabajo que consideran significativo y que incrementa su riqueza, pueden experimentar más felicidad”.

Un elemento que le sorprendió fue que cuando les preguntaron cuánto tendría que aumentar su patrimonio para ser un punto más feliz (en la escala de 1 a 10), respondieron que más de 100%.

Es decir, la ambición por tener más poder económico no parece dar tregua a ninguna escala.

Los herederos no son tan felices

Aquellos que se convirtieron en millonarios cuando recibieron una herencia o porque se casaron con una persona rica manifestaron sentirse menos felices que los que construyeron su patrimonio a partir de su trabajo.

Otra conclusión del estudio es que solo el 13% de los ricos declaró que puede ser feliz con el dinero que tiene.

El misterio que aún no tiene una respuesta es por qué a partir de los US$8 millones las personas se sienten significativamente más felices que los ricos con un patrimonio inferior a esa cifra.

¿Qué marcará esa diferencia? Los investigadores no tienen la respuesta. Dicen que podría ser, hipotéticamente, que a partir de ese nivel de riqueza las personas sienten una ventaja respecto a sus pares y, por lo tanto, tienen una mayor autoestima.

O quizás, esa cantidad de riqueza hace que los millonarios sientan que su patrimonio es lo suficientemente seguro, como para gastar libremente en cosas como donaciones o hacer grandes regalos.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.