Toma control de la TV por cable

¿Quisieras ver más programas que te gustan a un precio que te encantará? Sigue nuestra guía para reducir tu factura de cable
Toma control de la TV por cable
Lo primero es revisar que tu plan de TV por cable no tenga muchos canales que no ves.
Foto: Shutterstock

Para finales de 2017, Lisa y Ken Sharp ya estaban hartos de su factura de Verizon Fios de $180 dólares por mes. Y con la matrícula universitaria para sus dos hijas en el horizonte, los residentes de Valley Cottage, Nueva York, revisaron su paquete de TV por cable, Internet y teléfono como un lugar potencial para ahorrar dinero.

Los Sharps estaban un poco nerviosos por perder acceso a ciertos canales y programas favoritos, como “Game of Thrones”, y se enfrentaron  a una confusión de opciones. “Exploramos varias opciones durante meses antes de dar el salto”, dice Lisa. Y una vez que hicieron el cambio, pudieron reducir su factura cerca de $85 dólares por mes.

Al deshacerse de su servicio de TV pagada, la familia Sharp se unió a un creciente grupo  de consumidores. Según la firma de investigación eMarketer, el número de cortadores de cable en los Estados Unidos se incrementará  aproximadamente a 27.1 millones en 2018, un salto de 22% en solo un año.

El aumento de  precios es una gran motivador. El promedio de la factura anual por servicio de cable aumentó de $700 en el  año 2000 a $1,200 dólares en el 2017, según estimaciones de la firma de investigación Kagan, S & P Global Market Intelligence, superando los aumentos de salarios o la inflación. Y muchos consumidores están hartos de  promociones a corto plazo y tarifas inesperadas de TV por cable, lo que hace difícil saber cuánto terminarán pagando. (Consulta “What the Fee?! Cable TV’s Sneaky Fees”).

La frustración con la TV por cable no es algo nuevo. Lo que ha cambiado es que los consumidores ahora tienen mucho más opciones, transmitido a través del Internet. Puedes obtener un servicio de streaming, como Netflix, para ver películas y series de televisión. Una red de compañías, incluyendo Sling TV y YouTube TV, ofertan paquetes de “reemplazo de cable” que ofrecen programas de televisión de múltiples redes, como HGTV y CNN al tiempo que salen al aire.  Incluso puedes suscribirte a una sola red, como HBO, todo a través de Internet.

“Durante el año pasado hemos visto que se ha acelerado el corte del cable”, gracias a las nuevas opciones de transmisión, señala el analista principal de eMarketer, Paul Verna. “De repente, tenemos un mercado con varias ofertas digitales que generalmente cuestan menos que sus contrapartes de cable y satélite”.

Ensamblar tu propio paquete de entretenimiento con una combinación de servicios puede hacer que te sientas liberado. Sin embargo, ten en cuenta, que incluso al terminar el servicio de TV por cable, no cortarás completamente el servicio de la compañía. Esto se debe a que la mayoría de los consumidores todavía necesitarán el servicio de Internet de la misma compañía que solía suministrarles Internet y cable.

Navegar todo esto no tiene que ser difícil. Creamos esta guía paso a paso para ayudarte a comprender las opciones para decidir si cortar el cable es el paso correcto para ti. Te mostraremos cómo cancelar la factura de cable y luego construir un plan con pequeñas opciones que elegirás por tu cuenta.

Al final, podrás personalizar tus programas de cable, y es probable que también ahorres dinero.

Revisa tu factura

¿Recibes un paquete de TV por cable, Internet y servicio telefónico de la misma compañía? Si es así, busca la parte de la factura donde el precio de cada servicio se divide por separado. La porción de televisión es aproximadamente lo que ahorrarás de tu factura si cortas el cable.

Si  eres una de las decenas de millones de personas que pagan por programas de televisión entregados por una compañía de satélite como DirectTV o Dish, simplemente revisa lo que la compañía te cobra cada mes.

Luego, si tienes TV por cable o por satélite, revisa el nivel de servicio que tienes, determina cuántos canales recibes. (Los niveles pueden tener nombres como “Standard” o “Signature”). Y verifica si estás pagando por canales “Premium”, como Showtime.

Si estás utilizando la compañía de cable para obtener un paquete de servicios, es difícil predecir con precisión lo que te cobrarán una vez que canceles la porción de TV por cable.

Por el lado positivo, es posible que ahorres en tarifas, esos cargos difíciles de entender, desde transmisión televisiva a deportes regionales hasta el alquiler del decodificador. Hemos visto planes en los que agregaron $20 dólares o más, y muchas de esas tarifas desaparecerán.

Por otro lado, una compañía de cable podría aumentar el precio de Internet y del teléfono una vez que canceles la parte de cablevisión del paquete. Es algo que tendrás que preguntar cuando llames.

Lo explicaremos después mas adelante.

Haz una lista de tus programas imprescindibles

Tu paquete de cablevisión puede incluir muchos canales que nunca ves, y algunos que realmente te gustan. Al diseñar un nuevo plan personalizado de tus programas favoritos, el objetivo es incluir toda la programación que tu familia aprecia sin pagar un montón por programas que no te importan.

Cuando los Sharp estaban considerando cortar el cable, toda la familia se tomó un mes para anotar los programas que veían en un cuaderno que tenían en la mesita de la sala. “Lo que encontramos fue revelador”, dice Lisa. “Casi todo lo que vimos venía a través de streaming de video. Al principio, las chicas pensaron que no podrían vivir sin cable, pero la realidad era que casi todo lo que veían estaba en Netflix o en YouTube”.

Haz tu lista, y a medida que avanzas en el resto de nuestros pasos, podrás juzgar qué combinación de opciones pueden satisfacer mejor tus necesidades, y a qué programas estás dispuesto a renunciar para ahorrar dinero.

Una vez que tengan toda la lista de sus programas favoritos, estarán listos para explorar sus opciones.

Haz la prueba con una antena

Una antena, anticuada, simple y económica, es el primer paso cuando piensas en cortar el cable. ¿Porqué?  Muchos de nosotros nos quedamos con el cable o satélite principalmente para ver canales de transmisión, como ABC, CBS, Fox, NBC, PBS y Telemundo. Esas redes ofrecen noticias locales y nacionales, comedias, dramas de detectives, juegos de béisbol, programas de premios y más.

Todos esos canales están disponibles de manera gratuita por aire, en alta definición, siempre y cuando vivas en un lugar con buena recepción y tengas una antena. Si es así, cortar el cable será particularmente fácil para ti.

Las antenas no funcionan bien en todas partes.  Pon tu dirección en fcc.gov/media/engineering/dtvmaps para ver si es posible tener buena recepción.

Si la respuesta es sí, intenta usar una antena interior fácil de instalar. (Consulta nuestra revisión de antenas de HDTV para interiores).  Solo asegúrate  que haya una buena póliza de devolución en caso de  no obtener suficientes canales de los que te gustan.

Por supuesto, una antena no emitirá los canales transmitidos por cable, como AMC o el Food Network. Si estos son importantes para ti, es tiempo de investigar más opciones.

Investiga ofertas de otras compañías de cable

Si la bitácora de la televisión que ven en tu casa revela que ven muchas noticias por cable, ESPN y otros canales de TV por cable, una antena no será suficiente. En ese caso, la forma más sencilla de ahorrar dinero podría ser cambiar de proveedor de cable.

No hay muchas opciones en la mayoría de los lugares, pero es posible que puedas obtener una oferta promocional si hay competidores como DirecTV o Verizon Fios que están tratando de atraer nuevos clientes en el área.

Solicita el costo total de un plan, incluyendo los cargos adicionales y los cargos de instalación, más el precio una vez que finalice la promoción. Averigua si vas a tener un contrato con un plazo fijo y qué penalidad tendrás que abonar si cancelas antes de tiempo.

Compara tu lista ideal de los canales con los servicios de reemplazo de cable

Digamos que recibes una recepción de antena pésima y deseas conservar algunos canales de cable, pero solo unos pocos. Y ahorrar dinero es importante para ti. La mejor opción puede ser una nueva generación de servicios de transmisión que realmente está sacudiendo el negocio de la TV por cable y brindando a los consumidores nuevas opciones.

Servicios como Sling TV y Hulu With Live TV no son como Netflix, donde los usuarios ven espectáculos o películas individuales. En cambio, estos servicios de reemplazo de cablevisión brindan acceso a canales de cable como CNN y TBS Network, junto con muchos otros canales de transmisión.

El precio es típicamente de alrededor de $35 a $45 dólares por mes por 30 a 60 canales. A menudo puedes pagar un poco más para obtener canales premium como HBO o paquetes que agregan canales enfocados en contenido en español o deportes. Lo que está disponible varía según el servicio, el lugar donde vives e incluso la televisión inteligente o el reproductor de transmisión que utilizas. Por ejemplo, es posible que no obtengas todas las transmisiones locales. (Para obtener más información, consulta estos servicios de transmisión de video que te permitirán cortar la TV por cable).

Puedes tratar una herramienta en línea para encontrar el mejor servicio de reemplazo de cable. Por ejemplo, uno en Untangle.TV te conducirá a través de una serie de preguntas sobre tus programas habituales, y luego te da una recomendación. Pero al final tendrás que ir al sitio web de cada servicio y examinar las listas de canales para encontrar la mejor combinación para tu hogar.

Un servicio de reemplazo de cable fue una gran parte de la solución para John y Alisa Moore, una pareja en Fallbrook, California. Se deshicieron del cable y luego de experimentar con varias combinaciones de reemplazo de cable, llegaron a un plan de $25 dólares de Sling TV para transmisión y canales de cable junto con AT&T para su servicio de Internet.

La pareja también tiene cuentas con otros servicios de streaming que incluyen Netflix, pero con todo todavía se ahorran alrededor de $70 dólares al mes. “Nos gusta lo que tenemos ahora”, nos dijo John por correo electrónico. “La ventaja obvia  es que es mucho más barato”. ¿Lo inconveniente? Pasan más tiempo navegando entre los servicios para ver televisión. “Tendría que decir que eso es una desventaja”.

Mira si Netflix y Amazon es todo lo que necesitas

No a todos les interesa los canales de cable o transmisión (broadcast). Si estás satisfecho con los programas viejos de televisión, algunas películas y series exclusivas como “Stranger Things” de Netflix y “The Marvelous Mrs. Maisel”, de Amazon, los servicios convencionales de streaming te van a servir muy bien. Netflix y Amazon Prime cuesta cada uno entre $8 y $14 dólares al mes y los precios de otros servicios están en el mismo rango. (Ve nuestro artículo extenso de la Guía sobre servicios de streaming de videos. Por ejemplo, la gente a la que le gusta “Game of Thrones” o “Silicon Valley” puede inscribirse para el servicio de HBO Now de streaming por $15 dólares al mes, y los aficionados a la televisión británica pueden inscribirse al servicio llamado Acorn TV por $5 dólares al mes.

Si solo te interesa ver una película ocasionalmente, aún esos servicios pueden no ser tan buenos para ti. Las compañías de pago por ver [pay-per-view] como FandangoNOW y Vudu generalmente cobran $5 o $6 dólares por renta por uno o dos días de una película reciente. Un par de películas al mes te costarán más que Netflix, pero puedes ver exactamente el contenido que quieres, incluyendo éxitos de taquilla que acaban de estar en los cines.

Ahora llama a tu compañía de cable

Ahora que has investigado, estás listo para afrontar a tu compañía de cable. Evita el servicio regular de atención al cliente y pide hablar con un especialista en retención de clientes.

Si has decidido que todavía deseas redes de transmisión además de algunos canales de televisión por cable, pregunta si la compañía ha comenzado a ofrecer un plan de “cable básico”. Tendrás que enfatizar que quieres el contrato de televisión más barato que tengan disponible, no el paquete estándar “básico”. Estos planes básicos pueden ser muy similares a los servicios de streaming de video de reemplazo de cable descritos antes, que ofrecen otras compañías a precio bajo.

Por ejemplo, Comcast ofrece un plan Xfinity Instant TV de $40 dólares por mes que incluye Internet junto con transmisiones locales: CW, PBS, C-SPAN, y canales educativos y de compras para tu casa. Por un cargo adicional, puedes agregar un paquete de contenido para niños, deportes o noticias.

Si has decidido cambiarte a antena y a Netflix  únicamente, incluso un paquete básico y barato puede que no te atraiga. En ese caso, solo tienes que  tratar de asegurarte que tu factura de acceso a Internet, y tal vez teléfono, no aumente demasiado una vez que canceles la parte de TV por cable del paquete.

“Pudimos mantener nuestro servicio de Internet Fios por el mismo precio de $70 dólares al mes que pagamos como parte del paquete”, dice Lisa Sharp. “Verizon fue sorprendentemente muy servicial”.

Pon tu plan en acción

¡Vaya! Ahora ya tienes la información que necesitas para decidir si te vas con un paquete de TV simplificado de una compañía de cable, una combinación de servicios de transmisión o algún otro arreglo.

Por supuesto, si te suscribes a servicios de transmisión  y no tienes un televisor inteligente, necesitarás un dispositivo de transmisión de secuencia complementario. (Consulta nuestra  guía de compra y calificaciones de los reproductores de transmisión multimedia).

Al final, la familia Sharp decidió que estarían contentos con solo Netflix y HBO, por una suma de $25 dólares por mes. Agrega eso a su servicio de Internet Fios de $70, y su factura total se redujo de $180 a $95 dólares.

El mayor sacrificio fue abandonar la transmisión televisiva local. “Ocasionalmente, hay un programa del que hablan mis amigos, como” This Is Us”, que no puedo ver porque está en la red de cable”, dice Lisa. “Pero no valía la pena el costo”.

Nota del editor: este artículo también aparece en la edición de agosto de 2018 de la revista de Consumer Reports.


Consumer Reports no tiene ninguna relación financiera con los anunciantes en este sitio. Consumer Reports es una organización independiente sin fines de lucro que trabaja junto a los consumidores para crear un mundo justo, seguro y saludable. CR no apoya productos o servicios y no acepta publicidad. Copyright © 2018, Consumer Reports, Inc.