4 alternativas para desinfectar los alimentos sin usar yodo

Una correcta desinfección en frutas y verduras es esencial para eliminar microorganismos, que afectan la salud

Sabor del semen

Los vegetales le dan buen sabor al semen. Crédito: Shutterstock

Lavar bien las frutas y verduras previo a su consumo, es una de las medidas de higiene y seguridad alimentaria más indispensables. Según información revelada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) es uno de los hábitos más importantes de salud y clave en la prevención de enfermedades. 

Lo cierto es que lavar las frutas y verduras permite eliminar bacterias. Esto se debe a que son alimentos que se obtienen de la tierra, en la cual es muy normal que se encuentren bacterias como E. Coli una de las principales responsables de intoxicaciones estomacales, que se derivan en síntomas como náuseas, vómito, diarrea y fiebre. Sin embargo todo este tipo de productos pueden contener microorganismos patógenos y otros químicos que se relacionan con afecciones en la salud. 

Teniendo en cuenta la información revelada por la FDA (Food, Drug Administration), cerca de 33 millones de personas sufren de enfermedades que son transmitidas por alimentos. Las cuales pueden tratarse de condiciones de salud que van de leves a graves, dependiendo el tipo de bacteria y estado del sistema inmunológico de cada persona.

Lo cierto es que la mayoría de las enfermedades de este tipo, son causadas por una mala limpieza y desinfección de los productos. Tanto en casa, como en cafeterías y restaurantes. Es por ello que a lo largo de los años la industria alimentaria ha utilizado diversos métodos de desinfección, probablemente el más popular sea el yodo. Sin embargo en los últimos años su uso ha resultado contradictorio, principalmente porque puede ser un agente tóxico. 

De hecho se cuenta con referencias  en las que se señalan los efectos adversos de un excesivo consumo de yodo, los cuales se relacionan con síntomas como taquicardia, alteraciones en el peso, afectaciones en la tiroides y en la salud ocular y pulmonar. Con base en ello actualmente contamos con muchas alternativas entre las que se destacan los compuestos ácidos, que tienen la peculiaridad de no ser corrosivos.

4 alternativas para desinfectar los alimentos:

1. Extracto de semilla de toronja

Es uno de los compuestos antimicrobianos de amplio espectro no tóxico más famosos, se trata de una mezcla compleja que se compone de la pulpa, las semillas y las membranas de la toronja. Se ha demostrado su capacidad para matar o inhibir el crecimiento de una gran cantidad de bacterias gram negativas y gram positivas potencialmente perjudiciales, hongos, virus y parásitos protozoarios. Otra de sus grandes ventajas es que su uso como desinfectante está aprobado por la FDA (Food and Drug Administration). También se cuenta con trabajos de investigación como es el caso de los estudios realizados en la Universidad de Chile, que lo consideran un producto biodegradable, hipoalergénico y no tóxico. 

2. Ácido peracético

Este ácido es uno de los desinfectantes más utilizados en la industria alimentaria, es un líquido transparente que al descomponerse forma agua, oxígeno y ácido acético. Es altamente valorado gracias a todas las certificaciones con las que cuenta, su uso está avalado por importantes instituciones como la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (EPA), el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos y la FDA. De hecho lo consideran un antimicrobiado perfecto. A la vez se recomienda su uso como desinfectante en superficies, para desinfectar frutas y verduras, también en carnes, aves y mariscos.

3. Ácido acético

El ácido acético es un compuesto orgánico muy famoso, en principio porque es el componente principal del vinagre y de hecho es el responsable de su sabor y olor agrios. Sus beneficios desinfectantes y antimicrobianos están avalados por la FDA. Es por ello que rociar vinagre en las frutas y verduras es un remedio perfecto para desinfectar de manera natural, amigable con el medio ambiente y saludable para el consumo humano. 

4. Cloro

El cloro es el desinfectante más utilizado en la industria alimentaria y también juega un papel importante en la limpieza del hogar. De hecho el cloro es un químico indispensable en la purificación del agua, desinfectantes y en la lejía. Es considerado uno de los antisépticos más potentes, el cloro en agua es más de tres veces más efectivo como agente desinfectante contra Escherichia coli que una concentración equivalente de bromo, y más de seis veces más efectiva que una concentración equivalente de yodo. 

En esta nota

Alimentos desinfección Seguridad alimentaria

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema
Contenido Patrocinado
Enlaces patrocinados por Outbrain