Alientan a que más latinos de Chicago se vacunen en sus hogares contra el covid-19

Todo residente de la ciudad elegible para la vacuna puede recibirla en su hogar previa cita independientemente de si es indocumentado o si tiene o no seguro médico o una condición preexistente

Juan Aguirre, enfermero del Centro Médico Alivio, vacuna contra el coronavirus a Kimberly Ferral en su casa en el barrio de Pilsen. (Cortesía Centro Médico Alivio)
Juan Aguirre, enfermero del Centro Médico Alivio, vacuna contra el coronavirus a Kimberly Ferral en su casa en el barrio de Pilsen. (Cortesía Centro Médico Alivio)
Foto: Cortesía

Se han administrado más de 10,000 vacunas covid-19 en hogares en todo Chicago durante los últimos seis meses, según el Departamento de Salud Pública de la ciudad.

El mes pasado, la comisionada del Departamento de Salud Pública de Chicago, la Dra. Allison Arwady, instó a las personas a vacunarse contra el covid-19 en casa por su facilidad y precisión.

Para impulsar la administración de la vacuna contra el coronavirus, a cada persona vacunada se le está otorgando tarjetas de regalo de hasta $100.

El Departamento de Salud Pública de Chicago ha utilizado diferentes plataformas como la radio, televisión, medios impresos y ruedas de prensa para que los residentes de la ciudad se beneficien de los programas de vacunación contra el coronavirus.

A diferencia de otras comunidades, los latinos no se están beneficiando mucho del programa Protege Chicago en casa, según la Dra. Geraldine Luna, directora médica del Departamento de Salud Pública de Chicago (CDPH). “Por alguna razón a los latinos no les gusta recibir personas en su hogar”.

Luna también dijo que los últimos seis meses desde marzo hasta el 10 de septiembre se han beneficiado de ese programa 10,957 personas.

Vacunas equitativas

Todo residente de la ciudad elegible para la vacuna puede recibirla en su hogar previa cita independientemente de si es indocumentado o si tiene o no seguro médico o una condición preexistente

Según Luna, ahora con la vacunación de adolescentes ha subido el número de latinos que han logrado vacunarse.

ʺHemos tratado de pasar el mensaje muy sólido y fuerte de que no hay ninguna condición que limite, nadie le va a hacer preguntas, esto no es para censo, no es para la ‘migra’, nada de eso. Esto es solamente un paso decisivo y contundente del Departamento de Salud Pública para hacer las vacunas equitativas para todo mundoʺ, destacó la doctora a La Raza.

El personal de salud puede vacunar contra el covid-19 hasta a 10 personas que vivan en el mismo hogar y no tienen que tener ningún tipo de relación o parentesco.

Las vacunas de las marcas Pfizer y Johnson y Johnson son las que se están administrando en los hogares.

La doctora enfatizó que ahora la prioridad es vacunar al 50% de los latinos que todavía faltan administrarse la vacuna y esto para proteger a nuestras comunidades, dijo

El Centro Médico Alivio es una de las clínicas comunitarias de Chicago que ofrece a la comunidad el programa de vacunación en los hogares.

“Mucha de la gente que llama a Alivio para que se le administre la vacuna en los hogares es porque están muy enfermas, ya sea de cáncer u otras enfermedades muy graves, o son personas que viven solas, no tienen familiares que vivan cerca, no manejan o presentan dificultades para caminar”, explicó Esther Corpuz, directora ejecutiva del Centro Médico Alivio, clínica comunitaria que atiende en su mayoría a la comunidad inmigrante indocumentada.  “Nosotros queremos administrar las vacunas en las casas a las personas que más lo necesitanʺ.

Alivio está realizando la vacunación en los hogares dos o tres veces a la semana “porque todavía estamos vacunando en todas las clínicas y también estamos vacunando en las escuelas. Hay muchas personas que no se vacunaron en la secundaria Benito Juárez, allí estamos vacunando en la clínica a los estudiantes y también realizando pruebas [de detección de] covid-19”, dijo Corpuz a La Raza. 

Hay algunas personas latinas que no utilizan el programa de vacunación en los hogares por la pena de ser juzgadas por la manera humilde en la que viven o por su condición migratoria.

“Una persona me dijo que su abuela no quería que vayan a su casa a vacunarla, le daba vergüenza porque vive en un apartamento muy sencillo. Le dije que nosotros no pensamos en eso, con todo el corazón nosotros queremos vacunarla porque lo necesita, por su enfermedad. Hay mucha gente que a lo mejor tiene ese pensamiento, que se le va a juzgar cómo vive, y eso no es importante para nosotros”, enfatizó Corpuz.

Juan Aguirre, enfermero del Centro Médico Alivio que realiza la vacunación en los hogares y en las clínicas de vacunación, dice que mucha de la gente que llama para hacer la cita para ser inoculado en casas “son personas que trabajan mucho o no pueden sacar tiempo de su día para salir a vacunarse porque necesitan cuidar a sus hijos. Este servicio es excelente para las personas que tienen muchos hijos, una familia grande, nosotros podemos ir a la casa hacerlo muy fácil y administrar la vacuna. También hay un paramédico ahí con nosotros en caso haya una reacción a la vacuna covid-19”.

Vacúnese en casa

Para programar una cita para la vacunación contra el covid-19 en el hogar, llame al teléfono: 312-746-4835 o regístrese accediendo en internet a la página web: www.chicago.gov/city/en/sites/covid19-vaccine/home/in-home-vaccination-program.html

La cobertura editorial de La Raza es posible en parte gracias al apoyo del Chicago Community Trust y del Facebook Sustainability Accelerator/International Center for Journalists.