Gobernadores de Louisiana y Florida declaran emergencia por tormenta Nate

La tormenta tropical Nate alcanzó hoy la costa de Nicaragua y deja importantes lluvias en buena parte de Centroamérica
Gobernadores de Louisiana y Florida declaran emergencia por tormenta Nate
Nate causa inundaciones en Centroamérica. EFE

El gobernador de Louisiana John Bel Edwards ha declarado el estado de emergencia mientras su estado se prepara para un golpe directo de la tormenta tropical Nate, posiblemente como un huracán.

El gobernador dijo que se están movilizando 1,300 efectivos de la Guardia Nacional, 15 de los cuales se dirigieron a Nueva Orleans para vigilar el frágil sistema de bombeo allí. Edwards instó a los residentes a prepararse para la lluvia, oleajes de tormenta y vientos fuertes, y para estar donde estén a salvo en la noche del sábado.

El gobernador de Louisiana dice que se pronostica que Nate se moverá rápidamente, y traerá enormes cantidades de lluvia al estado. Las autoridades esperan que Nueva Orleans no tenga problemas con sus bombas para poder manejar el agua.

Mientras tanto, las compañías de petróleo y gas han comenzado a evacuar las plataformas de producción en el Golfo de México en previsión de la tormenta tropical Nate.

El gobernador de Florida, Rick Scott, también declaró hoy el estado de emergencia en 29 de los 67 condados del estado ante la posible llegada de la tormenta tropical Nate al oeste de la península floridana durante el fin de semana.

La medida ejecutiva busca asegurar que los gobiernos locales tengan tiempo, recursos y flexibilidad para prepararse frente a esta tormenta y no se les impida o retrase tomar las acciones necesarias para mantener a las comunidades seguras, indicó un comunicado de la gobernación.

La tormenta tropical Nate alcanzó hoy la costa de Nicaragua y deja importantes lluvias en buena parte de Centroamérica, donde ya provocó las primeras víctimas mortales.

“La tormenta tropical Nate se dirige al norte hacia nuestro estado y Florida debe estar preparada“, subrayó el gobernador.

El centro del ciclón se hallaba según el último boletín del Centro Nacional de Huracanes (NHC, en inglés) sobre el noreste de Nicaragua, a unas 50 millas (80 km) al noroeste de Puerto Cabezas, en Nicaragua, y a unas 50 millas (80 km) al sursuroeste de Puerto Lempira, en Honduras.

Scott precisó que los pronóstico actuales “tienen el centro de la tormenta al oeste de Florida”, según la información de la División de Manejo de Emergencias de Florida.

El estado de emergencia permite a los funcionarios de manejo de emergencias actuar con rapidez en el mejor interés de los floridanos sin la carga de la burocracia.

Nate tiene vientos máximos sostenidos de 40 millas por hora (65 kilómetros por hora), con rachas de mayor intensidad, según el NHC.

La décimo quinta tormenta tropical de la temporada de huracanes en la cuenca atlántica se mueve a 9 millas por hora (15 hm/h) hacia el noroeste y se espera que vire hacia el nornoreste y adquiera una mayor velocidad de traslación en las próximas horas.

Nate cruzará el noreste de Nicaragua y el este de Honduras en las próximas horas para salir nuevamente al mar Caribe, donde podría fortalecerse, y dirigirse posteriormente hacia la Península de Yucatán (México), donde podría impactar a últimas horas de este viernes.

Los meteorólogos estiman que la tormenta tropical volverá a tomar fuerza en aguas del Caribe antes de llegar a México y, tras salir al Golfo de México, se podría convertir en un huracán horas antes de alcanzar la costa de EEUU, donde podría tocar tierra en Louisiana, Mississippi, Alabama o el extremo noreste de Florida.

La actual temporada de huracanes está siendo muy activa, con ocho huracanes, cinco de ellos de categoría mayor en la escala Saffir-Simpson (3, 4 y 5), el mayor número desde 2005, con la formación de Harvey, María, Irma, Lee y José.

Con información de EFE