Cantante asegura haber visto a su fallecida madre durante una actuación reciente

Alexandra Burke está convencida de que el espíritu de su difunta progenitora está presente en su día a día
Cantante asegura haber visto a su fallecida madre durante una actuación reciente
Burke asegura haberla visto en el programa de televisión 'Strictly Come Dancing'.
Foto: Bang Showbiz

La cantante Alexandra Burke sufrió el pasado verano uno de los mazazos emocionales más duros de su vida con la muerte de su madre Melissa Bell, quien sucumbió finalmente a la larga batalla contra el cáncer que libraba desde hace casi una década.

Sin embargo, la intérprete asegura ahora que su progenitora sigue siendo una presencia constante en su vida cotidiana, pero no tanto por el imborrable recuerdo que de ella tiene, sino porque cree haber visto su espíritu durante una de sus últimas actuaciones en el programa de baile ‘Strictly Come Dancing’ que se emite en la televisión pública británica.

“Creo que mi madre me sigue vigilando y cuidando de mí… De hecho, cuando la cámara apuntó al público, vi claramente a mi madre sentada junto a mi hermano y quedé sin respiración durante un momento. Luego volví a mirar y me di cuenta de que no, de que no estaba ahí”, se ha sincerado la artista de 29 años en conversación con la revista Hello!

Al margen de esta experiencia anecdótica, lo cierto es que el impacto anímico que se desprende de tan triste pérdida sigue marcando el día a día de la popular artista, hasta el punto de que la británica reconoce estar lidiando todavía con el dolor y la angustia vital que la invade desde el fallecimiento de Melissa, que también ha marcado un punto de inflexión en sus creencias religiosas y su fe en Dios.

No puedo ni empezar a describir con palabras lo que he sentido tras perder a mi madre, y la verdad es que todavía me cuesta asimilar y procesar lo ocurrido. Estoy viviendo todo tipo de sentimientos encontrados, a veces puedo estar muy contenta [en relación con sus logros profesionales] por algo que me ha ocurrido, y un minuto después me derrumbo al ver u oler algo que me recuerde a ella”, se ha sincerado en la misma conversación.

“Perder a mi madre siendo tan joven me ha hecho cuestionarme mi fe en Dios y muchas otras cosas. Durante su enfermedad, a veces entraba en una especie de fase de negación, me negaba a creer que estuviera tan enferma”, ha contado sobre el cáncer de riñón que le diagnosticaron a su progenitora en 2008, poco después de que Alexandra se asegurara su participación en el programa cazatalentos ‘Factor X’ y terminara alzándose con la victoria final en la edición de ese año.