¿Los vegetarianos comen pescados y mariscos?

La alimentación pescatariana, sigue los principios del vegetarianismo incluyendo el consumo de pescados y mariscos

La dieta vegetariana es considerada una de las corrientes alimenticias más saludables y es clave en la prevención de enfermedades.
La dieta vegetariana es considerada una de las corrientes alimenticias más saludables y es clave en la prevención de enfermedades.
Foto: Pixabay

En los últimos años la alimentación se ha vuelto el tema central de la salud y con base en ello han salido a la luz todo tipo de tendencias y pautas alimentarias. Sin embargo la corriente vegetariana es uno de las corrientes de alimentación más populares y con más años de trayectoria.

Lo cierto es que hoy en día cada vez se relaciona con un mayor número de seguidores y es valorado como un estilo de vida lleno de beneficios para la salud y también una gran medida para proteger al medio ambiente. Si bien todos sabemos que una alimentación vegetariana se enfatiza en seguir una dieta basada en plantas, en muchas ocasiones la duda principal gira en torno  a las restricciones relacionadas con el consumo de productos de origen animal. 

¿Qué es la alimentación vegetariana?

Una persona vegetariana es aquella que sigue un régimen basado en el consumo de frutas, verduras y legumbres. Su principal restricción se caracteriza por la abstención en la ingesta de carnes y pescados, y según la corriente que se practique en ocasiones también suelen evitar el consumo de productos lácteos, huevo y miel. 

Ahora bien, es importante mencionar que actualmente existen 5 tipos de vegetarianos. Entre los cuales se destacan los siguientes grupos.

  • Vegetariano estricto o vegano: Es simple en este tipo de alimentación se excluyen todos los productos de origen animal y sus derivados.
    Apivegetetarianismo: La base de su alimentación es la misma que los principios del vegetariano estricto, sin embargo hace una única excepción con respecto a los productos de origen animal y consumen miel.
  • Ovovegetarianismo: No comen ni animales, ni productos lácteos. Su única excepción es el consumo de la leche y huevos.
  • Lactovegeterianismo: Es una de las ramas del vegetarianismo más famosas en la India y se caracteriza por el consumo específicamente de lácteos. No consumen ninguna carne ni huevos.
  • Ovolactovegeterianismo: Probablemente este sea el estilo de vegetarianismo más popular actualmente, sobre todo en la cultura occidental y se caracteriza por el nulo consumo de animales pero sí están permitidos los huevos, la miel y productos lácteos.
  • En los últimos años se ha integrado una nueva variante: los pescatarianos. Gracias a diversos estudios científicos y recomendaciones de especialistas en nutrición y medicina, el consumo de pescado ha sido considerado un importante elemento en la alimentación. Al grado que forma parte de los grupos de alimentos fundamentales en toda dieta saludable, esto se relaciona directamente con su composición nutricional. El pescado se destaca por ser una carne magra con un extraordinario aporte en proteínas de alto valor biológico, grasas saludables (como es el caso del Omega 3 y 6), su bajo contenido en grasas saturadas y calorías, y una riqueza mineral inigualable.

    Entonces los pescatarianos son aquellas personas que siguen las bases del vegetarianismo, pero que  incluyen pescados y mariscos en su dieta, y siguen restringiendo el  consumo de carne de otros animales. Lo cierto es que para muchas personas, no es considerada una corriente más del vegetarianismo y más bien estiman que es una pauta alimenticia que pertenece a las categorías de dietas en las cuales predomina una alimentación basada en plantas, pero se consumen carnes animales. Como es el caso de la dieta flexetariana y mediterránea. 

    ¿Por qué es bueno considerar el consumo de pescados?

    No hay nada que debatir: la dieta vegetariana, es una de las mejores tendencias alimenticias para vivir mejor, es clave para perder peso, prevenir enfermedades degenerativas y se relaciona directamente con una mayor esperanza de vida. Con base en esto muchas personas suelen preguntarse ¿Por qué considerar el consumo de pescados y mariscos? La buena noticia es que existen muchas razones de gran valor:

    • Integrar el consumo de pescados y mariscos en la dieta, brinda una mayor versatilidad a la dieta y permite tener más fuentes de proteínas completas (es decir que aportan todos los aminoácidos esenciales a la dieta).
    • El consumo de pescados y mariscos resulta un excepcional complemento nutricional en la alimentación. Se destacan por su alto contenido en nutrientes esenciales como es el caso del zinc y la vitamina B12, considerados compuestos esenciales para el buen funcionamiento del sistema inmunológico y nervioso. 
    • Los pescados grasos como es el caso del salmón, arenque y las sardinas, son la mejor fuente de ácidos grasos omega-3, ácido eicosapentaenoico (EPA) y ácido docosahexaenoico (DHA). Si bien existen buenas fuentes de alimentos vegetales que los contienen, los pescados se destacan por su inigualable contenido. Lo cierto es que son nutrientes indispensables en el buen funcionamiento cerebral y del corazón.
    • Son alimentos bajos en calorías y grasas, de gran versatilidad y aportan saciedad. Es por ello que benefician la pérdida de peso.